Prevención y tratamiento

¡Guerra a los parásitos!

Los parásitos son gérmenes que se alimentan de otros seres vivos. La mayoría no causa enfermedades, pero a veces su presencia en el organismo provoca molestias.

Primero: prevención Ver diccionario Diccionario de la salud del niño

Las heces contaminadas y las manos son las vías de transmisión. Por eso es indispensable lavarse las manos a menudo con agua y jabón, en especial después de ir al baño y antes de las comidas. También es necesario desinfectar el inodoro con unas gotas de lejía después de usarlo.

Cuidado con los viajes

El agua no potable y las verduras crudas y frutas sin pelar también pueden transmitir estos parásitos, sobre todo si se consumen en áreas donde los alimentos se lavan y riegan con agua no potable, como ocurre en algunos países en vías de desarrollo. Los viajes hacia esas regiones están contribuyendo a aumentar los contagios de ciertos parásitos como lamblias y amebas.

Diagnóstico y tratamiento

Se diagnostican mediante un cultivo de heces, que el médico suele pedir cuando tiene sospechas fundadas de su presencia. Se eliminan con un fármaco antiparasitario, salvo en el caso del anisakis (un parásito del pescado), que debe ser combatido por las propias defensas del organismo.

Parásitos frecuentes

Síntomas

Cómo se contagia

Tratamiento y prevención

Oxiuros

Picor intenso en el ano por la noche.

El niño rechina los dientes durante el sueño.

Insomnio.

A través de las manos y de la ropa interior.

Lavar a menudo las manos.

Llevar las uñas muy cortas.

Lavar la ropa interior a 65º.

Tomar un jarabe antiparasitario.

Áscaris

El niño está pálido y ojeroso.

Rechina los dientes durante el sueño.

Urticaria.

Se transmiten por las manos, el agua no potable y las hortalizas regadas con agua no potable.

Lavar las manos después de ir al baño.

Tomar un jarabe antiparasitario.

 

Parásitos en regresión

Síntomas 

Cómo se contagia 

Tratamiento y prevención

 

Tenia

Dolor abdominal.

Adelgazamiento.

Anillos en las heces.

Al tomar carne cruda de vaca o de cerdo.

No tomar carnes crudas.

Tomar un fármaco antiparasitario específico.

Leishmania

Fiebre.

Palidez.

Vientre abultado.

A través de la picadura de un mosquito que antes picó a un perro enfermo.

Evitar humedales en los que haya mosquitos.

Tomar un antiparasitario.

Triquina

Digestiones pesadas, con gases (dispepsia).

Puede estar en carnes crudas y heces de gatos. Tomar un antiparasitario específico.
Equinococos

Fiebre, inapetencia.

Prurito, urticaria.

Quistes hidiatídicos.

Lo transmiten heces de perros y aguas contaminadas.

Antiparasitario específico.

En caso de quistes, operación.

 

Parásitos emergentes

Síntomas

 

Cómo se contagia

 

Tratamiento y prevención

 

Lamblias

Dolor intestinal.

Diarrea acuosa recividante (se quita y vuelve).

A través de las heces de enfermos y de los alimentos contaminados.

Lavar las manos después de ir al baño.

Tomar un antiparasitario.

Amebas

Diarrea.

Fiebre.

Está en las heces del
enfermo, el agua no potable y frutas y verduras regadas con aguas no potables.

Lavar bien las manos.

Tomar un antiparasitario específico.

Anisakis

Náuseas y vómitos.

Dolor abdominal.

Obstrucción intestinal.

Al consumir pescado crudo o poco hecho.

No tomar pescado crudo.

Si se forman quistes, cirugía.

 

Etiquetas: dolor de barriga niños, enfermedades, niños, salud, salud niños

separador de contenido separador de contenido

COMENTARIOS