Los problemas neurológicos comienzan en el útero