Educación: se ha dado un bofetón a sí mismo

Me han comentado en la guardería de mi hijo, de 29 meses, que después de una rabieta, se dio un bofetón en la cara. Me han dicho que debo vigilarle y que igual es que alguien le ha pegado.

El experto responde:

A veces, los niños muy temperamentales, cuando cogen una rabieta, desahogan su frustración golpeándose a elos mismos. Aunque pueda parecer muy raro y preocupante, es algo que ocurre en muchas ocasiones.

En principio no tiene mayor importancia.Y es mejor no dársela porque si nota que con eso llama la atención, puede aumentar ese comportamiento.

Y no creáis que está imitando un comportamiento: no es necesario que haya visto pegar ni que nadie le haya pegado a él para que haga cosas así.

Eso sí, conviene vigilarle de reojo para que no llegue a hacerse daño y en general darle mucho cariño, caricias, besos y contacto físico.

Respondido por Luciano Montero

Etiquetas: agresividad, educación, rabietas

Continúa leyendo nuestras consultas...

COMENTARIOS