Mamá quiere sólidos y la abuela papilla

Tengo un bebé de cuatro meses y medio. Cuando yo vuelva al trabajo se quedará por las mañanas con mi suegra. Me gustaría darle sólidos a los seis meses, pero la abuela es de las que piensan que tiene que tomar papillas.

El experto responde:

Planteas un difícil problema: ¿qué hacer cuando madre y abuela no están de acuerdo sobre la crianza de los niños? Por una parte, la madre tiene derecho a decidir cómo cría a sus hijos. Por otra parte, la abuela no tiene ninguna obligación de acatar órdenes de la madre, encima de que hace un trabajo que no le toca, y gratis.

En teoría, una canguro o una escuela infantil, a las que tú pagas y que están a tu servicio, tendrían que seguir tus instrucciones, pero no tienes forma de saber lo que hacen mientras tú no miras. Y muy desalmada tendría que ser una abuela para que un bebé no estuviera mejor con ella que con una desconocida.

Puedes hablar con tu suegra, mostrarle fotos y vídeos (en internet encontrarás algunas buenas páginas, como baby-led weaning) o regalarle algún libro de alimentación, e intentar convencerla, o al menos llegar a un acuerdo de mínimos con ella.

Pero, en último término, si quieres criar a tu hijo de una determinada manera, tendrás que ser consecuente y criarlo tú misma, cogiendo un permiso sin sueldo. O, si quieres seguir trabajando, tendrás que se consecuente y admitir que otras personas van a cuidar a tu hijo mientras tanto, y que esas personas tendrán sus propios criterios.

Respondido por Dr. Carlos González

Etiquetas: canguro, carlos gonzález, crianza, hijo, madre

Continúa leyendo nuestras consultas...

COMENTARIOS