Zapatos y andadores

En la guardería me han recomendado que le compre a mi hija, de ocho meses, unos zapatos rígidos para que ande mejor. También me han dicho que la van a poner en un andador durante 15 minutos todos los días. ¿Le compro unos zapatos a la niña? ¿Es bueno que utilice el andador?

El experto responde:

Está muy bien que en la guardería te expliquen cómo deben ser los zapatos de tu hija y que te anuncien que la van a poner unos minutos en el andador. Sin embargo, antes de aceptar estas recomendaciones debes consultarlo con su pediatra porque él es el que realmente conoce el desarrollo psicomotor de la niña.

Losandadores cada vez se utilizan menos porque los pediatras pensamos que un niño puede aprender a caminar perfectamente sin necesidad de utilizarlos.La Academia Americana de Pediatría no los recomienda por los excesivos accidentes que provocan y algunos traumatólogos también los desaconsejan porque pueden torcer las piernas de los niños gorditos.

Cuando un niño comienza el gateo y sus primeros pasos,se recomienda que en casa esté descalzo porque los músculos de los pies se desarrollan mucho mejor.Si hace frío, ponle calcetines de lana con la planta antideslizante y en verano unos calcetines de algodón.

Sus primeros zapatos deben tener un refuerzo en la puntera y en el talón, la suela tiene que ser flexible y deben cerrarse con velcro.Los zapatos tienen que ser flexibles para poder doblar la parte delantera hacia arriba y, así, facilitar el movimiento del pie al andar.

Respondido por Dr. Florencio de Santiago

Etiquetas: niños

Continúa leyendo nuestras consultas...

COMENTARIOS