Infección de orina en mujeres

Infección de orina, ¿qué es y cómo prevenirla?

Las infecciones urinarias se producen sobre todo en las mujeres, por lo que debemos tener claro en qué consisten para poder prevenirlas de la forma más adecuada.

¿Por qué las mujeres se ven más afectadas?

Nosotras tenemos la uretra, el conducto por el que pasa la orina desde la vejiga hacia el exterior, más corta que los hombres, por lo que los gérmenes pueden entrar con mayor facilidad. Esto puede afectar tanto a la uretra como a nuestra vejiga o riñones, pudiendo causar daños en todo el sistema urinario.

Por lo tanto, la infección de orina consiste en esto mismo; en la entrada de microorganismos en el tracto urinario, lo que produce el desequilibrio y la infección.

Los síntomas más comunes suelen ser ardor al orinar, olor fuerte, color oscuro, fiebre, dolores en el bajo vientre, en el costado o en la espalda. No obstante, cada persona es única, por lo que pueden aparecer otros síntomas.

Muchos son los aspectos a tener en cuenta para prevenir que una infección de orina se produzca o para evitar que se vuelva a repetir. A continuación mencionaré los más importantes:

Bebe mucho líquido

El ingerir muchos líquidos ayuda a que el cuerpo expulse las bacterias que hay en el sistema. Lo mejor es tomar 8 vasos de agua al día, tampoco debemos beber en exceso. De todas formas, si no nos apetece beber tanto, también se pueden ingerir frutas y verduras que ayudan a limpiar el organismo.

Orinar cuando se necesite

Es importante que cada vez que sientas ganas de orinar, vayas al baño. Cuanto más retengas la orina en tu interior, mayor probabilidad tendrán las bacterias de crecer. Cuando hagas pis límpiate siempre de delante hacia atrás, nunca al revés, ya que las bacterias del tracto intestinal pueden infectar tanto a tu vagina como a tu uretra.

Higiene en las prácticas sexuales

Después de mantener relaciones sexuales, sobre todo si habéis practicado la penetración vaginal o anal, es conveniente orinar. No es necesario que vayas corriendo al baño, con que micciones entre 20 minutos y una hora después de esta práctica, es suficiente.

Utilizar siempre preservativo cuando se realice una práctica anal y nunca introducir este mismo preservativo en la vagina, ya que el tracto intestinal contiene muchas bacterias. Sustituir este preservativo por otro.

Ropa y humedad

Utilizar ropa interior de algodón para que la zona pueda transpirar y esté seca. Cuando vayamos a piscinas, playas, ríos o mares, cambiar la parte de abajo después de salir del agua. Si la zona se mantiene húmeda durante bastante tiempo puede ocasionar el crecimiento de las bacterias que producen la infección de orina.

Cuidado con algunos métodos anticonceptivos

El uso del diafragma y de los espermicidas puede aumentar las infecciones urinarias, por lo que trata de evitarlos. Tampoco es conveniente utilizar preservativos con espermicida o sin lubricante. Durante las prácticas eróticas lo mejor es utilizar siempre preservativos lubricados o algún producto de lubricación adicional.

Estas son las medidas de prevención más importantes. Si necesitas de medidas adicionales, es mejor que lo consultes con tu médico de confianza, ya que él o ella podrá aconsejarte lo más adecuado para tu caso particular.

 

Raquel Graña,psicóloga, sexóloga y coach educativa de www.intimasconexiones.com

Etiquetas: mujer, salud, salud de la embarazada, sexo

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS