Estimulación

Así aprenden los niños los colores y las formas

Antes de aprender a hablar y de ser capaz de nombrar los objetos, los niños se fijan en las propiedades de las cosas, es decir, en la forma y el color. Estos juegos le ayudan a distinguirlos.

Así aprenden los niños los colores y las formas

A los pequeños de un año les encantan los juegos y las actividades relacionadas con encajar objetos, que desarrollan su motricidad fina, y también fijarse en los colores chillones y llamativos, que estimulan su capacidad de discriminación visual.

Prueba con estas ideas

Jugar con él en esta etapa a descubrir formas y colores le estimulará enormemente. No hay que hacer cosas raras, basta con utilizar los objetos cotidianos.

  • Cuando señale con su dedito algo que le gusta, nómbralo por su nombre real, sin alteraciones: «eso es el color rojo, eso es un triángulo».
  • Ayúdale a descubrir los colores de su ropa, su pelo, sus zapatos…, y la forma de sus ojos (redondos), sus piernas (alargadas), señalando dónde se encuentra cada parte del cuerpo.
  • Los espejos, además de servir para descubrirse a sí mismo, le servirán para explorar las propiedades de los objetos desde otros puntos de vista. Puedes colocar uno, de los que no se rompen, a su altura en su cuarto.
  • Es mejor poner en sus manos objetos resistentes que puedan terminar en el suelo sin romperse y de un tamaño adecuado para sus manitas, ni demasiado pequeños (existe el peligro de que los ingiera), ni demasiado grandes.

El juego de las cajas

Necesitas cuatro cajas pequeñas de colores (rojo, azul, amarillo y verde, por ejemplo) y cuatro objetos diferentes entre sí, pero cada uno del color de una caja. Pones las cajas en frente de ti y del niño y los objetos mezclados. El juego consiste en meter los objetos dentro de la caja del mismo color, pero también puedes aprovechar para jugar con las formas o trabajar conceptos como dentro-fuera o arriba-abajo.

 

 

 

 

Etiquetas:

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS