Jugar es divertido

10 claves para jugar sin peligros

Para que nuestro hijo esté a salvo jugando, debemos tener en cuenta algunas pautas: leer el etiquetado del juguete, seguir las instrucciones de montaje, revisarlo continuamente..

10 claves para jugar sin peligros

La normativa de seguridad de los juguetes es específica para los destinados a niños menores de tres años. Estos juguetes han de pasar unas pruebas concretas, tanto respecto a sus propiedades físicas como químicas, teniendo en cuenta el estado de desarrollo físico y psíquico de los niños en esta franja de edad, como su estabilidad, su tendencia a ponerse todo en la boca, etc.

El etiquetado de los juguetes que esté destinado a menores de 3 años puede dar confusión respecto a la edad a la que van dirigidos, por eso debe llevar una advertencia o un pictograma con la indicación 0-3 y una breve explicación del motivo.

¡Las 10 claves!

1. Asegurarse de leer todo el etiquetado del juguete. Hay que tener en cuenta las recomendaciones de seguridad y de edad, que vienen precedidas de la palabra “Advertencia”, y tómelas en serio. No compre juguetes que no tengan el marcado CE en el juguete o en su embalaje, no tengan las advertencias al menos en castellano o no identifiquen al responsable del juguete con una dirección de contacto en la Unión Europea.

2. Elija el juguete adecuado para la edad, habilidades y capacidades del niño. Los juguetes no destinados a un determinado grupo de edad pueden poner en riesgo la seguridad de los niños. Asegúrese de leer y seguir la recomendación de la edad, especialmente para la franja de edad de 0 a 3 años.

3. Si hay grandes diferencias de precios, los productos no son los mismos aunque aparentemente puedan serlo. Un producto seguro es más caro de fabricar que otro que no lo es. La diferencia entre copias y originales suele estar en peores materiales, malos acabados o deficiente funcionamiento, aspectos que pondrán en riesgo la seguridad de los usuarios.

4. Los comercios responsables cuidan los productos que venden. Los comercios poco fiables tienden a ignorar los requisitos de seguridad y puede que también ofrezcan juguetes falsificados.

5. Guarde tanto las instrucciones como cualquier información útil que se incluya en el juguete en un lugar seguro. No modifique las características del juguete.

6. Descarte y separe para el reciclado todos los envases, incluyendo las bolsas de plástico, cartón o papel, pero conserve siempre las instrucciones. Asegúrese de que los niños no juegan con las bolsas de plástico ya que podría generar riesgo de asfixia. Recicle también las pilas y baterías de forma correcta.

7. Supervise el juego del niño. Asegúrese de que todos los juguetes se utilizan de la forma indicada y son adecuados a la edad y habilidades del niño. Determinados juguetes (como patinetes, bicicletas o patines) deben utilizarse con equipo de protección.

8.Examine periódicamente los juguetes comprobando el desgaste o partes rotas que podrían causar lesiones u otros riesgos para la salud y la seguridad del niño. Descarte inmediatamente los juguetes rotos.

9. Enseñe a sus hijos a guardar los juguetes para evitar accidentes. No deje juguetes en las escaleras o en el suelo en zonas de tránsito de la casa, y enseñe a los mayores de tres años a no dejar sus juguetes al alcance de los más pequeños.

10. Si descubre un problema de seguridad en el juguete, comuníquelo siempre al fabricante y a las autoridades públicas.

Fuente: Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ)

Etiquetas: 3 años, accidentes infantiles, jugar, jugar en casa

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS