¡Precaución!

Los peligros que la ola de calor puede causar en los niños

Ante la llegada inminente de la primera gran ola de calor del 2021, repasamos sus riesgos en la población infantil, que por debajo de cinco años es considerada de riesgo en un contexto climático así.

Foto: iStock
Foto: iStock

Han tardado en llegar un poquito más de la cuenta pero las famosas olas de calor del verano ya están aquí. En los últimos días hemos seguido con preocupación y máxima atención cómo el calor extremo ha afectado a Norteamérica, especialmente a Canadá, y este fin de semana somos nosotros, la población española, quienes debemos prepararnos para vivir en un horno. 

"En realidad, no podemos hablar de ola de calor porque estrictamente no se va a cumplir el criterio para que se cumpla, principalmente por su corta duración. Eso no quiere decir que no se vayan a alcanzar valores muy elevados en algunas zonas del país", explica Mar Gómez, Doctora en Físicas y meteoróloga de eltiempo.es

No se trata por tanto de asustar a nadie pero sí de concienciar puesto que hay evidencias para abrir los ojos más de la cuenta, como por ejemplo el hecho de que el equipo de Meteored haya tenido que aumentar sus mapas de calor para incluir la franja de 46 a 50 grados en la Península Ibérica, sino de concienciar sobre ello y explicar por qué es importante que nos tomemos en serio este tipo de episodios climáticos radicales

Es importante ser responsables porque nadie está libre de las consecuencias de una ola de calor extremo, pero en este caso vamos a personalizar en los más pequeños. "El calor intenso puede provocar efectos nocivos sobre nuestro organismo y es más peligroso en grupos vulnerables como los niños y mayores", alerta Mar Gómez. 

Dado que suelen vivir ajenos a las circunstancias que los rodean -es población de riesgo sobre todo los menores de 5 años porque sus reservas de agua se agotan antes y su temperatura corporal asciende más rápido- y, en consecuencia, son los padres quienes deben explicarles e insistir en que se deben tomar una serie de precauciones para evitar peligros como los que detallamos a continuación:

Golpe de calor

Este es el riesgo más grave es el Golpe de calor según el departamento de Salud de la Comunidad de Madrid y, tal y como apunta el del gobierno de Castilla y León, puede provocar “nauseas, vómitos, dolor de cabeza, piel caliente y enrojecida, aumento de la temperatura corporal por encima de 40º, inestabilidad al andar y mareos (...). Puede llegar a provocar convulsiones y coma”. Hay que tener en cuenta que el golpe de calor a menudo va acompañado de ausencia de sudoración por lo que conviene estar muy atento. "El golpe de calor es la consecuencia más grave del calor y requiere atención rápida, ya que si no puede ser mortal", recuerda la Doctora en Físicas y meteoróloga.

Agotamiento

Es uno de los síntomas más habituales provocados por el exceso de calor propio de una ola como las que vivimos en España en verano. Algunos de los síntomas que reflejan un cuadro de agotamiento así son parecidos a los del golpe de calor, ya que incluyen “malestar, dolor de cabeza, nauseas, vómitos y sed intensa”, según el equipo de Salud de Castilla y León.

Deshidratación

Habitualmente, está relacionada con la causa anterior, el agotamiento, y además de los síntomas de este puede provocar también calambres. La rehidratación es imprescindible en caso de que el niño dé muestras de deshidratación y prevenir este problema animándoles a beber agua cada poco tiempo es altamente recomendable.

Alteraciones del estado de conciencia

Es un síntoma común de las tres consecuencias descritas anteriormente, pero le dedicamos un epígrafe aparte porque cualquier síntoma en este sentido es una de las alertas más evidentes de que algo no va bien en el niño.

Estado de ánimo

Más allá de las preocupantes consecuencias físicas, el calor en exceso puede ser fatal en nuestro estado de ánimo tal y como advierte Gómez: "Las altas temperaturas nocturnas pueden afectar a la calidad del descanso y disminuir nuestras horas de sueño por lo que podemos sentirnos más irritados o enfadados además de cansados".

Cruz Roja
Cruz Roja

Consejos esenciales contra la ola de calor

En la misma línea del decálogo de recomendaciones que difunde el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad dentro del Plan Nacional de Acciones Preventivas contra los Efectos del Exceso de Temperaturas que puedes consultar aquí, Cruz Roja ha elaborado una guía básica de consejos esenciales para limitar los riesgos que puede tener en la salud una ola de calor como la que afectará este fin de semana a todo el territorio nacional con distinta intensidad.

"Lo recomendable es evitar estar expuestos a las altas temperaturas en los días de más calor y en las horas más cálidas. Estar atentos de las actualizaciones en el pronóstico y ventilar nuestros hogares a primera o última hora del día. Si tenemos purificadores de aire podemos vigilar y mejorar la calidad del aire de interior ya que pasaremos más tiempo en nuestros hogares", sugiere la experta de eltiempo.es quien apunta además que, cuando se está en casa con los niños, es conveniente "cerrar persianas y echar toldos y permanecer en lazona más fresca de la casa. Mantenerlos hidratados y alimentarlos con comidas frescas, como frutas y verduras, así como evitar las bebidas azucaradas", recuerda. 

Vídeo de la semana

Continúa leyendo