Educación del niño

Beneficios del arte para los niños pequeños

Pintar, dibujar, garabatear... cualquier actividad que involucre imaginación y creatividad puede proporcionar excelentes beneficios en el niño, independientemente de la edad que tenga. En conjunto, el arte en sí se convierte en una opción única para el desarrollo de los más pequeños.

Beneficios del arte para los niños pequeños
Foto: Istock

Tanto las actividades extraescolares como determinadas clases cuyo objetivo o finalidad principal es la de desarrollar las habilidades de los más pequeños, es cierto que en la actualidad existen infinidad de opciones que pueden elegir padres y madres. Lo que incluye, evidentemente, las propias clases de arte.

Y es que, si bien es cierto que un niño necesita aprender a leer, matemáticas o ciencias, el arte también es considerado como un elemento indispensable para su desarrollo

En casa, de hecho, siempre es un buen momento para conectarnos con nuestro pequeño y fomentar su creatividad. Mientras que, en la escuela, se convierte en una opción única no solo para comunicarse con los demás, sino también para ganar confianza.

Empezando por el principio: ¿qué podría entenderse por arte?

El arte es una palabra que abarca una amplísima variedad de formas creativas bien diferentes. Es posible que cuando escuchemos o leamos esa palabra inmediatamente tendamos a pensar en las pinturas que vemos colgadas en el Museo Nacional del Prado, o en cualquier otra galería de arte del mundo.

Pero lo cierto es que también es danza, música, teatro, literatura, cine o artes escénicas, solo por citar algunos sencillos y breves ejemplos. 

En realidad, el arte es verdaderamente diverso. Tanto, que incluye muchas formas en que tendemos a crear cosas, y también cómo nos expresamos. Evidentemente, también es utilizado para describir la forma en que apreciamos la estética de las cosas que otras personas crean.

¿A qué edad deberían empezar los niños pequeños a la hora de explorar el arte?

Muchos especialistas indican que el arte debería ser considerado como un primer gran programa de enriquecimiento educativo, sobre todo para niños pequeños.

Aunque no existe una edad predeterminada o específica en la que los niños puedan empezar con clases artísticas, sí existen opciones diseñadas para niños de entre 20 a 36 meses de edad, que es cuando el pequeño empieza a hacer garabatos en los papeles, dibujando líneas y escogiendo colores.

¿Cuáles son sus beneficios?

Lo cierto es que son muchos los beneficios que el arte puede proporcionar a los niños pequeños, desde el desarrollo de las habilidades motoras hasta el lenguaje, pasando incluso por habilidades sociales y para la vida y un mejor desarrollo del cerebro.

Por ejemplo, cuando los niños hacen garabatos fomentan las conexiones existentes entre el cerebro y músculos como los brazos y el torso. Y lo mismo ocurre con actividades como pintar o hacer manualidades, de forma que se desarrollan habilidades motoras gruesas.

Beneficios del arte para los niños
Foto: Istock

Las habilidades motoras finas involucran los músculos más pequeños tanto de las manos como de los dedos, y estos músculos ayudan al niño a escribir, a utilizar las tijeras o a pasar las páginas de un libro, por ejemplo. Actividades como pintar o garabatear o incluso pintar con los dedos pueden ser de muchísima ayuda en este sentido.

Respecto al desarrollo del lenguaje, es cierto que distintos tipos de arte pueden ser de mucha utilidad a la hora de conseguir que los niños desarrollen no solo un mejor vocabulario, sino también ciertas habilidades de comunicación.

Por ejemplo, el arte proporciona a los pequeños la oportunidad de hablar sobre lo que están haciendo, los colores y las formas, pudiendo describir aquello que están pintando, garabateando o creando, ayudándoles a comunicarse y a ampliar su vocabulario. A su vez, puede ser de utilidad a la hora de comprender el mundo que les rodea de diferentes formas.

Es más, se ha encontrado que el arte podría ayudar a que nuestro cerebro se desarrolle de distintas formas, existiendo una relación entre la creatividad y un coeficiente intelectual más alto, aunque es cierto que esto todavía se encuentra bajo investigación.

También se considera que podría ser de utilidad para mejorar las habilidades de resolución de problemas y el pensamiento crítico, aprendiendo a pensar de manera constructiva sobre aquello que está haciendo.

¿Qué tipos de actividades artísticas son más recomendadas para los niños pequeños?

No hay duda que los niños pequeños se benefician al descubrir el arte no solo haciendo sino también explorando una amplia variedad de materiales artísticos. Como de buen seguro sabrás, son curiosos por naturaleza, y les apasiona experimentar con texturas, colores y diferentes herramientas artísticas.

Siempre y cuando utilicen materiales seguros y no tóxicos, los niños pequeños pueden ensuciarse usando las manos para, por ejemplo, sentir y aplicar la pintura, o garabateando con marcadores, lápices de colores y rotuladores.

Como vemos, cualquier herramienta y actividad será útil, siempre y cuando sea adecuada para la edad del pequeño. Para empezar, un papel y unos lápices de colores serán ideales.

Christian Pérez

Christian Pérez

CEO y Editor de Natursan.

Continúa leyendo