Haz que los niños sean responsables

Claves para que los niños sean responsables con sus mascotas

Si tu hijo no para de pedir una mascota y tú piensas que es buena idea, debes hacerle entender que en ese caso debe asumir unas responsabilidades. Mira estas claves para que lo entienda.

Que los niños pidan a sus padres tener una mascota entra dentro de la normalidad, ya que son muchos los pequeños a los que les encantaría tener una. Sin embargo, un regalo como ese no es cualquier cosa, los menores deben entender que requiere de mucha responsabilidad. ¿Cómo podemos conseguir que los niños sean responsables con sus mascotas?

Si el niño quiere un perrito o cualquier otra mascota debe entender que no se trata de un juguete, sino de un ser vivo que debe cuidar en todo momento. Los padres son los primeros que tienen que hacerle llegar ese sentimiento, ya que son los encargados de enseñarles a asumir esas responsabilidades. Veamos algunas claves para que los niños aprendan a cuidar y querer a sus mascotas

Así los niños pueden adquirir responsabilidad

Pese a que a veces se tienda a pensar que los niños no van a ser capaces de hacer ciertas cosas, en muchos casos es todo lo contrario, son perfectamente capaces. De hecho, cuando damos responsabilidades a los niños, como en este caso sobre el cuidado de una mascota, no solo se estimula su sentido de la responsabilidad, sino que también se mejoran otros aspectos, como la confianza en sí mismo del menor y el buen vínculo entre vosotros. Mira estos consejos:

  • Implica a tu hijo en la búsqueda. Si no se trata de una sorpresa, una muy buena idea es que los niños participen desde el principio en la búsqueda y elección de su mascota. De esta manera se empieza a generar un vínculo muy fuerte entre el peque y el animal ya desde el principio.
  • Explícale que hay ciertas tareas que deberá cumplir. Al igual que con otros aspectos le dejas claras unas reglas que debe cumplir, con su mascota se debe que hacer lo mismo. Hay ciertas tareas que tiene que realizar y que no puede dejar pasar. Para ello, puedes crear una lista de tareas para que no se olvide de sus obligaciones. Por ejemplo, sobre la alimentación, aseo y ejercicio del animal.
  • Haz que conozca el cuidado de la mascota. Para que el peque entienda que debe cuidar a su animalito, debes enseñarle a hacerlo. Según la edad del niño, podrá darle de comer, cepillarlo, sacarlo a pasear, lavarlo, acompañarlo al veterinario…
  • Hazle saber qué significa la mascota para la familia. El peque debe entender que su mascota es como un miembro de la familia. Por eso debe cuidarlo y respetarlo siempre. Debes tratar de potenciar el vínculo entre tu hijo y la mascota.
  • Debes hacer entender a los niños que hay unos límites, aunque jugar con un animalito es muy divertido, siempre debe hacerse con cuidado, no se le debe tirar de las orejas, golpear, acercarse bruscamente…
  • Sé un buen ejemplo. Como en todo, si queremos que los niños sean responsables, los adultos también deben serlo. Por lo tanto, trata al animalito como merece ser tratado y de la misma forma que quieres que lo trate tu hijo, utiliza gestos suaves y voz tranquila.

Continúa leyendo