Depresión

La soledad se dispara entre los adolescentes y la razón puede ser el uso de los smartphones

Un estudio encuentra una relación entre el incremento del uso de los teléfonos en esta última década y el aumento de la soledad entre los adolescentes que cada día pasan más tiempo delante de una pantalla.

depresión
Fuente: iStock

El estudio publicado en ScienceDirect bajo el nombre de “Worldwide increases in adolescent loneliness”, ha encontrado que, en 36 de los 37 países analizados, los sentimientos de soledad entre adolescentes habían aumentado drásticamente entre 2012 y 2018, siendo las niñas las que más sufrían de soledad.

Los investigadores utilizaron datos del Programa de Evaluación Internacional de Estudiantes, una encuesta en la que participaron más de 1 millón de estudiantes de entre 15 y 16 años. Los resultados demostraron que antes de 2012, las tendencias se habían mantenido en el mismo nivel pero que a partir de 2012 con la llegada de los teléfonos inteligentes, los adolescentes mostraron niveles elevados de “soledad escolar”, un indicio de la depresión y los problemas de salud mental.

El uso de los móviles ha provocado una cierta exclusión para todos aquellos que no disponen de uno, ya que la vida social se encuentra dentro de estos. Quedar para tomar algo, una cita con el médico o incluso los horarios de trabajo se pasan por las redes sociales y aplicaciones móviles. El nivel de exclusión en las redes sociales aumenta la soledad escolar, especialmente en las niñas, que acaba en ciberacoso.

Nuestra vida gira alrededor del móvil, el cual ha llegado a crear tal adicción que muchas personas sufren ansiedad al estar alejados durante mucho tiempo y no poder comunicarse con nadie por no tener el móvil a mano, según el estudio. Incluso durante las interacciones en persona, los teléfonos pueden reducir la comunicación, ya que algunas personas prestan más atención a su teléfono que a la persona que tienen delante.
 
El estudio recoge que los mayores aumentos de depresión se produjeron en los países de habla inglesa y latinoamericanos. Los aumentos más pequeños se registraron en los países de Asia oriental. El único país del estudio que no mostró un aumento en la soledad de los adolescentes durante ese tiempo fue Corea del Sur, los investigadores creen que es porque el uso de teléfonos inteligentes se había generalizado allí antes de 2012.

¿Cuándo cambió la tendencia?

En el estudio, la soledad escolar no se correlacionó con factores como la desigualdad de ingresos, pero sí con el aumento del uso de teléfonos inteligentes e Internet. En 2012, la mayoría de países habían alcanzo el ecuador del uso de móviles a la misma velocidad sin que alguno se quedase rezagado.

Jean Twenge, profesora de psicología de la Universidad Estatal de San Diego y autora principal del estudio, había identificado en 2012 como el año en que el uso de móviles superó el 50% en Estados Unidos. Antes de 2012, la soledad y la depresión habían permanecido sin cambios durante años o décadas. El cambio se originó a partir de la década de 2010. La soledad, la depresión y las autolesiones entre los adolescentes aumentaron bruscamente en los países de habla inglesa como son Estados Unidos, Canadá y el Reino Unido, según el estudio.

Siempre hablamos de la importancia de regular el uso que los niños y adolescentes hacen de los móviles y las pantallas, ya que la adicción al teléfono móvil es real y muy perjudicial. Además de hablar con ellos y concienciarles en su uso es fundamental dar ejemplo. 

Celia

Celia Martínez

Detrás de cada niño que cree en sí mismo, hay un progenitor que creyó en él primero. Así que… ¿por qué no construimos a través de la educación y el amor a niños fuertes para no tener que reparar adultos rotos?

Vídeo de la semana

Continúa leyendo