Las claves de un cocinero para que los niños coman bien

Martín Berasategui: “Los padres deben dar ejemplo en la mesa”

Martín Berasategui, el cocinero español con más estrellas Michelín, presenta los pepinos pequeños MyCubies y las lechugas vivas Salanova en la feria Fruit Atraction, dedicada a la promoción de frutas y hortalizas. El chef nos da su opinión sobre nutrición infantil y el papel de los niños en la cocina.

También te puede intreresar...

Ahora que cada vez hay más casos de niños obesos, ¿qué podemos hacer en casa para que dieta sea equilibrada?

Está comprobado que los niños, en su gran mayoría, actúan por imitación.

Si en casa procuramos llevar a cabo una dieta equilibrada con productos frescos, saludables, cocinados con un mínimo de mimo, será eso lo que les guste y pidan. Somos nosotros los que tenemos que dar ejemplo.

Con los niños, en especial, hay que procurar hacer las cosas divertidas: las verduras, si no las comen cocidas, hacerlas gratinadas, en purés enriquecidos con quesos frescos, mezcladas con pasta, arroces, etc.

Lo mismo que con las frutas u otros productos absolutamente necesarios en la alimentación infantil.

Muchos batidos de frutas hechos en casa, bocadillos caseros con fundamento y menos bebidas gaseosas, chucherías y bollería industrial que no hacen más que engordar y no aportan ningún nutriente.

¿Cómo podemos preparar en casa la fruta y la verdura para que los niños las tomen?

Hay mil posibilidades y las frutas son las que, posiblemente, mejor acepten y nos permitan ser un poco más creativos en la cocina:

¿Qué niño se resiste a una buena macedonia de frutas con una bola de helado que le acompañe?

También dudo que se nieguen a tomar unos melocotones o manzanas bien asados y servidos en puré, por ejemplo, o preparados en mousses: de limón verde por ejemplo, de yogur y fresa…

Los plátanos asados o fritos en una sartén y servirlos con un poco de chocolate fundido son irresistibles y muy atractivos.

Con las verduras ocurre lo mismo. Se trata de ir probando y dar con la fórmula que les va, no tiene más misterio. Eso sí, ¡nunca hay que tirar la toalla!

 

Cocinar con niños, ¿te parece interesante? ¿Puede ser una forma de que pierdan el miedo a algunos alimentos?

Me parece interesantísimo y súper divertido para ellos y también para nosotros.
Es la mejor manera de meterles el “gusanillo” de la cocina en las venas desde pequeños.

El niño que ha aprendido a pasarlo bien en la cocina y a ayudar a sus padres será ducho en esta materia cuando sea mayor y se atreverá a probar alimentos que de otro modo no aceptaría.

 

 

Etiquetas:

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS