Patrocinado

¡Construye, compite y juega con Rayo McQueen!

Los juegos de construcción son uno de los juguetes estrella durante toda la infancia.

Construir, apilar, destrozar y volver a empezar. Desde el primer año de vida hasta casi la pre-adolescencia, los juegos de construcción entusiasman a cualquier niño. Según aumenta la edad, varía el tipo de piezas y la dificultad de la construcción.

Sean como sean las piezas que hayamos elegido, con sus variadas formas y maneras de encajar, apilar o enroscar, los juegos de construcción de LEGO® DUPLO® desarrollan el ingenio de los niños a la hora de construir casas, castillos, ciudades, coches, objetos o los personajes que deseen y son imprescindibles para el desarrollo cognitivo de los niños, pero también útiles para su desarrollo emocional y social.

Los valores que aprenden con la competición

Los niños compiten para que los demás vean lo capaces que son y todo lo que pueden conseguir. Utilicemos los valores que transmiten películas infantiles como Cars 3 para enseñarles a perder, a tener paciencia, a esforzarse… Ellos compiten en el colegio diariamente, por sacar mejores notas, por llegar primero en una carrera, por ser el mejor en el deporte que jueguen, no hay nada malo en competir mientras se fomente siempre una competencia sana. Como nos explica Raúl Bermejo, autor de libros ‘Thinks For Kids’ y ‘Ser maestro’:  “enseñarle a escribir sus nombres de personajes favoritos les motiva, y en ello reside la educación”.

A los fans de Disney•Pixar Cars 3 les encantará preparar a Rayo McQueen y Jackson Storm para la carrera final de la Copa Pistón mientras ayudan a Luigi a dar comienzo a la carrera. Con el juguete Carrera de la Copa Pistón de LEGO® DUPLO® podrán divertirse al mismo tiempo que desarrollan, sin darse cuenta, las habilidades motrices finas ayudándolo a construir los tres coches y colocarlos en la línea de salida. Explora entonces el mundo de las ideas e interpreta diferentes papeles cuando Luigi levante la bandera. ¿Quién ganará esta vez?

Sin motivación no hay aprendizaje

Ayudarles a encontrar lo que les apasiona y despertar en ellos las ganas de aprender. Puede ser un tema en concreto, un método de aprendizaje o un espacio. Se trata de buscar aquello que encienda la chispa de la motivación, algo que llame su atención y despierte el interés por aprender. Escucha y conoce a tu hijo para descubrir su pasión y ayudarle también a él a reconocerla. Una buena herramienta es utilizar su personaje favorito. Después de ver la película en el cine, los niños saldrán cautivados. Aprovechemos esta motivación para que a través del juego, los niños adquieran nociones básicas para la comprensión del mundo que les rodea

Con dos años, los niños solo manipulan las piezas, las tiran al suelo, las apilan… De esta forma, aprenden a diferenciarlas por el tamaño y el color, y a relacionarlas entre sí. Pero, a medida que crecen van descubriendo las múltiples posibilidades que ofrecen los juegos de construcciones. Más adelante, comienzan a encajarlas para armar objetos y escenarios parecidos a la realidad.

Descubriendo sus habilidades

Poco a poco, tu hijo coordinará de forma cada vez más precisa sus manos y sus dedos con la vista y aumentará la dificultad de este juego, que le ayuda adquirir nociones básicas para comprender el mundo que le rodea. Con juguetes como Carrera de la Copa Pistón de LEGO® DUPLO® nuestro hijo aprenderá a:

  • Entender conceptos espaciales como el volumen y las formas geométricas.
  • Acercarse a las matemáticas: se da cuenta de que dos bloques pequeños equivalen a uno grande o que uno más uno son dos.
  • Aprender a ser más organizados, pues el propio juego le acostumbra a clasificar las piezas.
  • Ahora bien, no forcéis al niño para que aprenda. Es mejor que descubra sus habilidades por su cuenta, con vosotros a su lado para ayudarle en lo que necesite.
  • Aprovecha a explicarle la importancia de hacerlo lo mejor posible. Hacerlo lo mejor posible y ser el mejor son cosas totalmente diferentes. Lo que importa es el esfuerzo.

Continúa leyendo