Ser Padres

Los fines de semana no tiene hambre

Soy madre de una niña de 11 meses. A los seis meses, le introduje los sólidos, pero tomaba poca cantidad. En cambio, en la guardería come muy bien, el problema es que en casa los fines de semana no quiere comer y el pecho lo reclama solo antes de dormir. Al nacer pesó 3 kilos y ahora pesa 7,1 y mide 69 centímetros.

Tu hija está sana, y come con normalidad (es decir, lo que ella quiere), al menos en casa. Lo que podría estar ocurriendo (solo "podría", pregunta por si acaso) es que en la escuela infantil estén insistiendo para que se lo coma todo.
tracking