Peligros de las redes

#NoSeasEstrella, la campaña que nos alerta de los peligros de las redes sociales

Este fin de semana ha circulado por Whatsapp este vídeo que nos invita a reflexionar sobre la privacidad e intimidad en las redes sociales. Un experimento que merece la pena verlo con tus hijos.

Algunos niños sueñan con convertirse en estrellas. Pero, ¿y si ya lo fueran y no lo supieran? La nueva campaña de Unicef pretende concienciar sobre la importancia de lo que se publica en las redes sociales con un vídeo centrado en menores de edad, pero cuya enseñanza nos debemos aplicar todos independientemente de la etapa de nuestra vida en la que nos encontremos. En el centro juvenil El Desván, en Vallecas (Madrid), un día normal para nueve niños y adolescentes, se convierte en algo insólito. El shock de nueve niños y adolescentes que creían ser anónimos tras descubrir que están al descubierto por su uso de las redes sociales.

#NoSeasEstrella no es solo una campaña, es una necesidad de cambiar la manera en la que se gestionan las redes sociales si se quiere mantener la vida privada como tal, impidiendo que desconocidos lleguen a saberlo todo sobre nosotros.

En el revelador vídeo, de cuya enseñanza los mayores también debemos aprender, muestra a los niños siendo sometidos a una rueda de prensa sorpresa en la que ellos son los protagonistas. Ante las preguntas de los supuestos periodistas, no salen de su asombro por todo lo que saben de ellos, un peligro que no siempre tenemos en cuenta. Aunque se creen que la información se la ha dado sus padres, en realidad todo procede de sus perfiles en redes sociales. Y es que en internet damos más información de la que creemos, un peligro que pocos tienen en cuenta. Siempre pensamos en abuso sexualacoso cuando hablamos de peligros en las redes sociales pero perder nuestra propia privacidad e intimidad, es otro de los problemas. 

A través de una ficticia rueda de prensa, Unicef demuestra en la campaña #NoSeasEstrella a los menores que participan en el corto que saben más de ellos de lo que creen y esto, afirman, les “intimida” y les “da vergüenza”. No lo desean y no saben de dónde procede su información. No son conscientes lo que supone una foto en la Red y del peligro al que se exponen cada vez que dan a conocer una faceta de su vida en un vídeo, una imagen o un comentario.

CONTINÚA LEYENDO