Retos virales

Retos virales: ¿qué lleva a los adolescentes a poner en riesgo su vida por unos likes?

Son uno de los quebraderos de cabeza de todas las familias que tienen un adolescente en casa. Los retos virales se han cobrado, incluso, la vida de algunos jóvenes que se exponen a cualquier cosa con tal de ser aceptados. ¿Qué les lleva a sumarse a ellos y cómo pueden evitarse?

retos
Fuente: iStock

Lamentablemente, en más de una ocasión hemos tenido que lamentar daño por alguno de los conocidos challenges o ‘retos virales’ a los que cada vez más adolescentes se suman. Aunque algunos son totalmente inofensivos, otros pueden poner en peligro su integridad física, mental e, incluso, su vida. De hecho, como decimos, en más de una ocasión han sido el motivo de muerte de algún joven que se han sumado a ellos.

Se hicieron virales con el auge de redes sociales como Twitter, Instagram o TikTok y, lejos de desaparecer, parece que cada vez son más comunes. “Provocación o citación al duelo o al desafío”. Así define la Real Academia Española la palabra ‘reto’. Si a esa definición sumamos la palabra adolescente, que buscan la constante aprobación de sus amigos fruto de los cambios hormonales y psicológicos propios de la edad, obtendremos un cóctel explosivo. “Compartir retos les hace sentirse conectados entre ellos durante su transición al mundo adulto; una transición que, en realidad, no es más que un duelo”. Así lo cuenta Enric Soler, tutor del grado de Psicología de la UOC.

“Se trata del duelo por la pérdida del cuerpo y los privilegios infantiles y de la integración en el mundo de los adultos”, asegura. Además, cree que mientras transitan por ese duelo, los adolescentes suelen sentirse solos porque ni los niños ni los adultos consiguen entenderlo. “El ciclo de la vida es dirigirse al mundo adulto, al que retan constantemente, pero mientras dura esa transición solo satisfacen sus necesidades gregarias para sentirse integrados en su mundo: el de los adolescentes”.

Retos saludables vs Retos no saludables

Existen retos como La Ballena Azul, La caza del pijo o el Vacuum challenge que, como decimos, pueden poner en riesgo la integridad física de los adolescentes. Pero existen otros, como los típicos bailes de TikTok, algunos de maquillaje o preguntas en 10 segundos que son ‘inofensivos’ para ellos.

Entonces aquí viene la pregunta: si existen retos que pueden hacer para buscar esa aprobación y superar ese duelo y que no pongan en riesgo su vida, ¿por qué algunos jóvenes se decantan por los más peligrosos? Podríamos buscar dos culpables: por un lado la ‘dictadura del like’: es bien sabido por todos que los adolescentes están dispuestos a hacer casi cualquier cosa por buscar un like en redes sociales y este tipo de retos, a priori, puede parecer que les ayudan a conseguirlo.

Por otro, en palabras de Soler, tiene que ver con la manera de afrontar la transición de la niñez a la adultez de cada uno. “Cualquier comportamiento que se dirija hacia las conductas propias de los adultos será considerado una conducta saludable. En cambio, las conductas del adolescente que se resiste a elaborar el duelo de la adolescencia producen un estancamiento o, incluso, una regresión”, explica.

¿Qué hacer para que no se sumen a este tipo de retos?

La clave es la misma que para cualquier situación que implique a un adolescente y a su familia: mucha comunicación. Comunicación que tiene que venir intrínseca desde la infancia y que, por supuesto, tiene que prolongase toda la adolescencia y la etapa adulto. “La manera de introducir una responsabilidad es que sientan que nos importan, poner atención en sus preocupaciones”, afirma José Ramón Ubieto, psicoanalista y profesor colaborador de los Estudios de Psicología y Ciencias de la Educación de la UOC.

Marta Moreno

Marta Moreno

Como dijo Nelson Mandela “la educación es el arma más poderosa que existe para salvar el mundo”. ¿Qué tal si educamos desde el respeto, el amor y en familia?

Vídeo de la semana

Continúa leyendo

#}