Síndrome de Ovarios Poliquísticos

El Síndrome de Ovarios Poliquísticos puede provocar infertilidad

El síndrome de Ovarios Poliquísticos es una de las principales causas de infertilidad femenina. En concreto, puede ser causa de infertilidad por anovulación en el 70% de los casos diagnosticados.

SOP
Fuente: iStock

El Síndrome de Ovarios Poliquísticos es un problema relativamente frecuente, ya que afecta a, aproximadamente, a entre el  8 y el 13%% de mujeres en edad reproductiva. La causa de padecer este síndrome, también conocido como SOP por sus siglas, es un exceso de hormonas masculina que, en consecuencia, hace que la ovulación no se lleve a cabo de manera normal: los ovarios no maduran de la manera correcta y eso produce que, en cada ovulación, el óvulo se quede incrustado en el ovario formando pequeños quistes.

Aunque no existe, de momento, un tratamiento para acabar con este síndrome, sí se puede controlar y aliviar sus efectos. “Una dieta adecuada, hacer ejercicio físico y realizar un tratamiento farmacológico determinado puede ayudar en el manejo de esta enfermedad”, argumenta Manuel Fernández, director de IVI Sevilla, una clínica de fertilidad.

Principal causa de infertilidad

Aparte de estar relacionado con otros problemas, el SOP es uno de los principales problemas de infertilidad en mujeres que lo padecen. En concreto, puede ser causa de infertilidad por anovulación en el 70% de mujeres que sean diagnosticadas con ese tipo de infertilidad, con lo cual estaríamos hablando de la causa más común de disfunción ovulatoria. Al menos, así lo aseguran desde la clínica IVI. “La disfunción ovulatoria que se refleja en los ciclos menstruales irregulares, se relaciona en un 80-90% de los casos con un diagnóstico de SOP en mujeres con oligomenorrea, que indica largos periodos sin regla, y en un 30-40% en mujeres con ausencia de menstruación”, asegura el doctor Fernández. Eso sí, de acuerdo a sus palabras, los anticonceptivos hormonales pueden disimular esas irregularidades.

Sin embargo, este hecho, que puede sonar alarmante por sí mismo, no significa en absoluto que las mujeres con Síndrome de Ovarios Poliquísticos no puedan alcanzar un embarazo, porque sí lo pueden conseguir y, si por medios naturales les cuesta, la medicina reproductiva les puede ayudar. “Es cierto que las mujeres con SOP pueden presentar mayor riesgo de aborto y complicaciones gestacionales, por lo que habría que controlar más su etapa gestacional”, argumenta el doctor Fernández.

Además, es preciso que las mujeres con este problema acudan a clínicas de fertilidad para que los profesionales les informen sobre terapias farmacológicas o, incluso, técnicas de reproducción asistida, como la fecundación in vitro, en caso de necesitarlo. Eso sí, de acuerdo a IVI, el tratamiento depende de cada caso concreto.

¿Cómo se detecta el SOP?

Lo primero es escuchar el cuerpo y detectar los síntomas, que suelen desarrollarse, como decimos, durante la primera menstruación o en la pubertad. Los mismos, de acuerdo al experto de IVI, pueden ser:

  • Alteraciones menstruales
  • Hiperandrogenismos clínicos o bioquímicos: este se define como la presencia excesiva de andrógenos (hormonas masculinas) y puede manifestarse con exceso de vello corporal, acné o alopecia, de acuerdo al profesional.
  • Imagen ecográfica de ovarios poliquísticos

Lo más habitual es detectarlo de manera sencilla durante la adolescencia aunque, en ocasiones, puede que sea detectado después. Sobre todo, si la mujer normaliza señales claras como las reglas irregulares o tener dos o tres reglas en todo el año. “Si te dan el diagnóstico, lo mejor es llevar un estilo de vida saludable y congelar óvulos lo antes posible”, asegura Anabel Salazar, directora de IVI Málaga.

Marta Moreno

Marta Moreno

Como dijo Nelson Mandela “la educación es el arma más poderosa que existe para salvar el mundo”. ¿Qué tal si educamos desde el respeto, el amor y en familia?

Vídeo de la semana

Continúa leyendo