Técnicas de reproducción asistida

Fecundación in vitro: ¿en qué consiste?

Cuando no conseguimos el embarazo de forma natural, podemos acudir a las técnicas de reproducción asistida con la fecundación in vitro. ¿En qué consiste?

FIV

Cuando una mujer no consigue quedarse embarazada de forma natural, no es el fin del mundo. En la actualidad existen un montón de técnicas que ayudan en el proceso. Entre ellas, la fecundación in vitro. Este tratamiento de reproducción asistida tiene unas características determinadas y se aconseja a algunas parejas.

A las parejas de menos de 35 años se les aconseja acudir al médico si no consiguen el embarazo en un año. A partir de esa edad, se recomienda empezar un estudio de esterilidad si no lo consiguen en un periodo de seis meses.

Una de las opciones que tienen para lograr el embarazo es la fecundación in vitro (FIV), por la que se extrae un óvulo de la mujer por punción a través de la vagina para fecundarlo en un laboratorio con espermatozoides de su pareja o utilizando un semen de donante anónimo (banco de semen). Una vez fecundados, los embriones se depositan en el útero materno.

Cuándo se aconseja la fecundación in vitro

En los hombres, por problemas relacionados con la calidad del semen.

En las mujeres, cuando hay alteraciones que dificultan el encuentro del óvulo y el espermatozoide y casos de fallo repetido de inseminación artificial. También se recurre a ella en pacientes con endometriosis y en casos de infertilidad sin causa aparente.

Cómo se realiza la fecundación in vitro

  • Primero se estimula el ovario mediante la estimulación ovárica, un proceso por el que primero se bloquea la producción de óvulos natural y después, un gran número de hormonas hacen madurar muchos óvulos a la vez. Este fármaco se administra por vía intravenosa.
  • Extracción de los óvulos: con ayuda de la ecografía, se introduce una fina aguja a través de la vagina para llegar a los folículos, situados en el ovario, y aspirar su contenido (los óvulos). La intervención (llamada punción ovárica) dura de 15 a 20 minutos y se realiza con sedación leve o anestesia local.
  • Si la mujer no puede producir óvulos (edad, fallo ovárico, menopausia precoz, extirpación de ovarios…) se recurre a una donante anónima.
  • En el laboratorio, los óvulos extraídos se juntan con los espermatozoides seleccionados del esperma del padre o de un donante anónimo. Unas 19 horas más tarde, se puede observar si los óvulos han sido fertilizados. El óvulo fecundado (cigoto) pasa por diferentes estados de desarrollo hasta convertirse en un embrión.
  • Entre dos y cinco días después de la punción ovárica, con ayuda de una ecografía, los embriones seleccionados se depositan en un catéter muy fino que se introduce por la vagina hasta el útero. El procedimiento es indoloro y no precisa anestesia.
  • Los embriones viables que no utilizan se pueden congelar para implantarlos en otro momento.

Cuánto cuesta la fecundación in vitro

La FIV puede oscilar entre los 3.000 y 5.000 euros por ciclo.

 

Asesorado por: Dr. Buenaventura Coroleu, jefe del Servicio de Medicina de la Reproducción del Instituto Universitario de Barcelona.

 

 

Etiquetas: fertilidad, tratamiento de fertilidad

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS