Ciencia

Fecundación: ¿Cómo reconoce el óvulo al espermatozoide?

Un buen día, Izumo encontró a Juno, y de este amor a primera vista surgió la vida… ¿Quieres conocer los detalles de esta historia maravillosa?

Fecundación: ¿Cómo reconoce el óvulo al espermatozoide?

 Llegar es el primer paso, pero aún falta algo más: el óvulo debe reconocer al espermatozoide y “dejarle pasar”. Hasta hace poco, los científicos intuían cómo se desarrollaba el final de este viaje increíble que culmina con la fecundación, y los resultados de la última investigación publicaba en Nature revelan nuevos detalles.

 

El mecanismo por el que un óvulo reconoce a un espermatozoide y le despeja el camino de entrada sigue un sistema muy similar al de las llaves y las cerraduras. La “llave” ya se conocía: una proteína situada en la capa exterior del espermatozoide que fue descubierta por un equipo de investigadores japoneses y denominada Izumo, en referencia a un santuario sintoísta vinculado al matrimonio.

 

Años después, científicos del Wellcome Trust Sanger Institute (Reino Unido), se pusieron a buscar el receptor, esa “cerradura” molecular capaz de reconocer, a través de la llave Izumo, al espermatozoide, abrirle el paso para provocar la fusión con el óvulo y cerrar después esa puerta a otros gametos masculinos.

 

Puesto que tenían varias moléculas candidatas, los investigadores desarrollaron una versión artificial de Izumo y la emparejaron con todas ellas, hasta encontrar así la que interactuaba con Izumo en esas fases iniciales de la fertilización. El siguiente paso fue desarrollar ratones en los que se había eliminado dicha proteína de la superficie del óvulo. ¡Bingo! Estos ratones eran infértiles y sus óvulos habían perdido la capacidad de fusionarse con espermatozoides.

 

La proteína es en realidad un receptor de folato 4, pero los científicos la han bautizado como Juno en honor a la diosa romana de la fertilidad. Ahora que sabemos que Juno e Izumo tienen mucho que decir en el proceso de fecundación, el siguiente paso será comprobar que también son una pieza clave en el caso de los humanos.

 

“Hemos resuelto uno de los misterios que permanecía durante más tiempo oculto en la biología al identificar las moléculas del óvulo y el espermatozoide que deben asociarse en el momento en el que somos concebidos”, explica Gavin Wright, autora principal del trabajo.

 

Aplicaciones en reproducción asistida

Si bien es cierto que muchos tratamientos con fecundación in vitro consisten en inyectar directamente el espermatozoide dentro de un óvulo, por lo que se salvan posibles anomalías en ese sistema llave-cerradura, este trabajo puede ser de gran utilidad para conocer, por ejemplo, el origen de algunos casos de infertilidad.

 

Además, los autores piensan que también podría emplearse para desarrollar nuevos sistemas anticonceptivos mediante el bloqueo del receptor Juno, pues, como explica la investigadora, “sin esta interacción esencial, la fertilización no se produce”.

 

Fuente: Wellcome Trust Sanger Institute

 

 

 

Etiquetas: banco de esperma, calculadora ovulación exacta, concebir, concepción, fecundación, fertilidad

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS