Síntomas, tratamiento...

Cómo afectan los miomas para quedarse embarazada

Los miomas son los tumores benignos más frecuentes en las mujeres de edad fértil. Pueden llegar a desarrollar miomas hasta un 30% de las mujeres en algún momento de la vida.

mioma

En general, está aumentando de forma progresiva la presencia de miomas en pacientes que desean tener niños, pero este incremento se ve justificado porque la edad de comenzar a tener hijos se está retrasando. Cuando aparecen estos miomas, el diagnóstico y el tratamiento dependerá del número, del tamaño y de la localización. El mioma es un tumor estrógeno-dependiente, aunque la causa exacta de los miomas uterinos no está establecida.

Cuando los miomas crean síntomas importantes o su tamaño es muy elevado pueden llegar a dificultar la fertilidad o complicar el embarazo, con lo que se haría necesario el extirparlos.

¿Cuándo se deben operar? Los miomas deben ser objeto de miomectomía, es decir, procedimiento quirúrgico para extirpar fibromas uterinos: los miomas submucosos, los miomas que obstruyen bilateralmente los orificios útero-tubáricos o los que adquieren un gran tamaño y alteran el útero de modo importante.

También te puede interesar:

Síntomas de los miomas

La presencia de miomas puede llegar a generar una serie de síntomas como: 

  • Periodos menstruales profusos o hemorragia uterina anormal. 
  • Síntomas de dolor y molestia, sensación de presión, síntomas compresivos de órganos vecinos, lumbalgia. 
  • Puede llegar a contribuir a un problema de infertilidad. Como causa única de infertilidad, las estadísticas nos indican que aparece en un 3% de las pacientes. También se relaciona con abortos de repetición. 
  • La probabilidad de desarrollar un cáncer a partir de un mioma uterino es rara, una de cada 10.000 pacientes podría llegar a desarrollar un tumor maligno. Solo un 0,5% de los miomas se convierten en tumores malignos en las mujeres, denominados Sarcomas. 

Clasificación de los miomas según localización: 

Los miomas pueden crecer: 
- En la pared del útero hacia fuera (subserosos). El 55% de los miomas. 
- En la pared del útero hacia el interior de la cavidad uterina (submucosos). Representan el 5% de los miomas. 
- En el espesor de la pared uterina (intramurales). El 40 % de los miomas serían intramurales. 

Cómo detectar un mioma

Algunas mujeres pueden padecer algunos de los síntomas que las pueden alertar, y otras muchas pacientes pueden ser asintomáticas, tanto en uno como en otro caso, la revisión anual con nuestro ginecólogo, a través de una ecografía detecta la presencia y el tamaño de los miomas. 

Para considerar el grado de afección en la cavidad uterina tendría que ser complementado con otros procedimientos, como son: 

  • Histeroscopia: una pequeña lente se introduce en la cavidad uterina que permite ver el interior en una pantalla de vídeo. 
  • Histerosonografía: con el uso de una inyección de líquido dentro de la cavidad uterina, se realiza una ecografía pélvica transvaginal. 
  • Resonancia magnética nuclear: examen médico no invasivo que emplea un campo magnético muy potente para la obtención de imágenes. 

Tratamiento de los miomas

Los miomas deberían ser tratados, independientemente de su posible relación con la fertilidad, siempre que existan complicaciones para la paciente, ya sea dolor o porque pueda existir una repercusión hematológica y general. 

La miomectomía es el procedimiento quirúrgico efectuado para extirpar fibromas del útero sin que afecte al mismo. Se debe considerar en mujeres con historial de abortos. A las mujeres con pérdidas repetidas en el primer trimestre, se tienen que examinar para excluir otras posibles causas, como los problemas genéticos o inmunológicos. 

  • Histeroscopia: ingresado por vía vaginal al útero, la extracción de los miomas submucosos. 
  • Laparoscopia: técnica que permite la visión de la cavidad pélvica-abdominal con ayuda de una lente óptica. 
  • Laparotomía: cirugía que tiene el propósito de abrir y examinar para tratar problemas que estén presentes en el abdomen. 

Tratamientos para extirpar los miomas sin cirugía: 

- A través acetato de ulipristal (AUP) como modulador de progesterona sirve para controlar el sangrado y el dolor en la mayoría de pacientes. El 67% de los tumores reducen su tamaño en 25%, evitando la cirugía casi la mitad de las mujeres. 

- Embolización: cuando se ocluyen de manera voluntaria vasos sanguíneos con diferentes intenciones, en este caso, la embolización de arterias uterinas es un procedimiento que bloquea el suministro de sangre al cuerpo uterino. 

Recuerda que la revisión anual con tu ginecólogo de confianza, es la clave de la prevención, y prepararte previamente al embarazo, puede ayudarte mucho para tomar tranquilidad durante el mismo. 

Artículo escrito por Óscar Oviedo, director Médico en Fertility Madrid

CONTINÚA LEYENDO