Dudas e incertidumbres

Voy a ser papá: los miedos más frecuentes

¿Cambiará mucho mi vida? ¿sabré qué hacer cuando esté enfermo? ¿estaré a la altura? Se nos han ocurrido seis miedos que son comunes a la gran mayoría de los hombres que van a ser padres.

Pareja esperando un hijo (Foto: iStock)
Pareja esperando un hijo (Foto: iStock)

Durante el embarazo, los miedos y la incertidumbre brotan constantemente de la mente de la futura mamá. Es completamente lógico que así sea por mucho que se intenten limitar, pero también lo es que aparezcan en el futuro papá, al que por la cabeza se le suelen pasar dudas como estas:

¿Sabré cuidar la salud del bebé?

Este miedo es permanente para la pareja que va a tener un hijo porque necesitan saber que el feto está bien y solo tienen información directa en las revisiones periódicas. La mejor noticia al respecto es precisamente esa, que no sean necesarias más revisiones.

¿Sabré estar a la altura?

Tanto en lo que respecta a la educación como a lo cuidados del pequeño cuando nazca. Es una duda típica en los padres primerizos, y no termina de desaparecer con el parto. De hecho, puede ir a más. Pero esto es parte del miedo a lo desconocido. Para garantizar que lo estés, informarte bien y aprender de la experiencia de otros es aconsejable, como también lo es escuchar y conocer a tu hijo para poder entender sus necesidades. Y, aún así, te equivocarás, pero de los errores se aprende mucho también.

¿Haré daño a mi pareja en las relaciones sexuales?

Este es un miedo muy habitual en los hombres durante el embarazo de su pareja pero la solución está muy clara: si el embarazo no es de riesgo, no hay inconveniente. Y, sobre todo, escuchale y dejar que marque la pauta la embarazada es siempre garantía de éxito en las relaciones sexuales durante la gestación.

¿Qué tengo que hacer en el parto?

Son muchos los hombres que sudan pensando en el parto, y eso que solo asistirán como espectadores activos al mismo. Para poder ayudar cuando llegue el momento, además de apoyar a nivel afectivo a tu pareja, es recomendable aprender con el curso de preparación al parto en aquellas sesiones que se dediquen al expulsivo. Tu función será importante.

¿Qué recursos económicos se necesitan?

Como es lógico, las dudas sobre lo que supone tener un bebé a nivel económico también aparecen y es cierto que hay gastos que no estaban que con su llegada lo estarán. Pero es fundamental planificarse bien en función de las necesidades y recursos que uno tiene a su alcance, y sobre todo no comprar por comprar. No hay que precipitarse en inversiones como la habitación del niño cuando tardará mucho en utilizarla, por ejemplo.

¿Cambiará mucho mi vida?

La vida cambia pero hay dos formas de verlo: como un sacrificio o como una nueva etapa apasionante. Si lo haces en positivo, la disfrutarás como ninguna otra, aunque ello conlleve que tengas que dejar de lado algún hobby o no puedas disponer de tanto tiempo libre para ti. Así también aprenderás a optimizar más el que dispongas y a exprimirlo al máximo.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo