Dificultades para quedarse embarazada

¿Por qué me cuesta volver a quedarme embarazada?

2 minutos

Aunque hayas tenido un embarazo, hay factores que pueden afectar y que impiden que te vuelvas a quedar embarazada. ¡Te los contamos!

También te puede interesar: Calcular la ovulación para buscar un embarazo
Quedarse embarazada de nuevo

Aunque hay pocas posibilidades de que un embarazo sea imposible totalmente, hay muchas mujeres que han sido madres y que al volver a intentar quedarse embarazadas se encuentran que no son capaces de conseguirlo. Muchas de estas parejas se niegan en primera estancia a recibir ayuda porque creen que si han tenido un hijo, el segundo embarazo es muy posible. Eso sí, los éxitos pasados no garantizan los éxitos futuros.

La infertilidad secundaria comienza tras estar 12 meses intentando concebir un nuevo hijo de forma natural. Si tras ello no conseguís un nuevo embarazo, conviene que un ginecólogo comience un estudio de fertilidad en los dos miembros de la pareja para cerciorarse de que todo va bien. Sin embargo, hay algunas causas que afectan a 1 de cada 4 parejas que acuden a los centros de reproducción asistida buscando un segundo embarazo.

¿Cómo afecta la edad de la mujer?

La edad fértil de la mujer oscila entre los 23 y los 30 años, aunque la edad media para ser madre en España son los treinta años. Después de esta edad, bajan las posibilidades de poder concebir de forma natural. Si tu primer embarazo fue en edad fértil y el segundo llega después de los treinta, puede ser una respuesta al por qué no consigues volver a quedarte embarazada.

En estos casos conviene acudir a tratamientos de reproducción asistida para poder conseguirlo con éxito.

Ciclos irregulares

Un ciclo menstrual normal puede durar entre 25 y 36 días. Si se pasa o no llega, significa que hay algún desajuste de hormonas que hay que solucionar. Muchas veces, el síndrome del ovario poliquístico puede ser una de las causas. Además, algunas Enfermedades de Transmisión Sexual o el estrés emocional y físico también pueden afectar a los ciclos.

En casos de ciclos irregulares, hay veces que no se produce ovulación y, además, tampoco podrás comprobar los días fértiles, por lo que conviene asesoramiento externo.

Recuento bajo en espermatozoides

Entre los hombres, la causa más común de infertilidad suele ser el recuento bajo o movilidad baja en espermatozoides. Este problema no suele dar ningún síntoma por lo que, si lleváis tiempo intentando un embarazo y no lo conseguís, sería bueno realizar un análisis del esperma. En caso de que el problema sea del hombre, el ginecólogo recomendará tratamientos de reproducción asistida para conseguir concebir.

Infertilidad sin explicación

Aunque todas las causas explicadas anteriormente suelen ser las más comunes, también puede aparecer la infertilidad sin explicación que, incluso, puede darse en casos de parejas que ya han tenido algún hijo. Es posible que la pareja tenga un problema que no ha sido detectado y que, a pesar de él, han tenido suerte en el primer embarazo.

Etiquetas: embarazada, embarazo, fertilidad, fertilidad masculina

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS