Decoración

La luz natural en el cuarto de los niños

Al planificar la habitación del bebé es importante tener en cuenta la luz natural de que dispone. Además, dependiendo del tipo de ventanas y cortinas que pongamos, podremos jugar con ella a medida que crezca el niño y sacarle más partido.

También te puede interesar: Guía para montar la habitación del bebé
La luz natural en el cuarto de los niños

Llega el bebé y necesita su espacio. Su habitación será uno de los sitios donde pase más tiempo y la luz con la que cuente, influirá en su desarrollo y bienestar. Por eso, cuanto más luminoso sea el cuarto del niño, mucho mejor.

Velux, empresa especializada en ventanas de tejado, nos da estos consejos:

La luz en la habitación del bebé

Elegir la buhardilla como cuarto para el bebé es siempre una buena opción: las ventanas de cubierta inclinada proporcionan el doble de luz natural que una ventana vertical y hasta tres veces más luz que una ventana en casetón. A la hora de dormir o bajar un poco la luz del cuarto, son apropiados los modelos de cortinas para tamizar la luz y también para oscurecer la habitación. Velux dispone de la cortina Dúo que ofrece estas dos funciones para obtener el ambiente deseado.

Para niños más mayores

Cuando los niños crecen la luz sigue siendo esencial para su organismo, formación y desarrollo, ya que favorece la absorción de la vitamina D, que fortalece los huesos. Es aconsejable que la zona de juego o de estudio en la habitación infantil esté próxima a una ventana. En este caso las cortinas ya no son solo un práctico elemento para reducir la intensidad del sol sobre la zona de juego, sino que se convierten en un elemento de decoración, pudiendo elegir tonos suaves y relajantes o atrevidos diseños florales, sobre diferentes modelos de cortinas: estores, cortinas plisadas, cortinas de oscurecimiento, etc.

El cuarto de los adolescentes

En la adolescencia, las necesidades de tus hijos cambian, pero la luz natural sigue siendo necesaria: mejora las condiciones para el estudio y, por ende, su rendimiento académico. A la hora de trabajar o estudiar con el ordenador es bueno poder reducir los deslumbramientos sobre la pantalla. 

Etiquetas: bebé, recién nacido

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS