Alimentación en la lactancia

Madre lactante: ¿necesito ingerir más calorías?

La alimentación de la embarazada y en general de cualquier persona suele despertar inquietudes por lo que esta supone para nuestra salud. Por eso es normal que una mujer lactante que ha dado a luz a su bebé, pero que ahora lo alimenta con su leche, se siga preocupando por ello. Veamos algunos consejos en cuanto a la adecuada ingesta de calorías.

madre lactante
Fuente: iStock

Si tenemos claro que la leche materna es el mejor alimento para el bebé, es evidente que para que así sea, la madre tiene que seguir cuidando su alimentación y no solo hacerlo durante el embarazo. De hecho, lo mejor es mantener unos buenos hábitos alimentarios toda la vida.

Que una embarazada se alimente correctamente, le permitirá acumular las reservas necesarias para establecer la lactancia de su bebé, producir la leche y, por supuesto, tener una buena nutrición para sí misma.

Es lógico que cuando una madre lleva a cabo la lactancia suponga un desgaste extra de sus reservas. Por este motivo es esencial que mientras la mujer amamante tenga una alimentación saludable con una ingesta de calorías adecuadas.

Esto último es importante recordarlo porque la propia etapa de lactancia también ayuda a reducir esa acumulación de grasas que ha dejado el embarazo y a restablecer la figura y el peso. Lo que hay que considerar entonces es que la cantidad de calorías no se debe limitar para echar mano de las reservas. De hecho, todo lo contrario.

¿Necesito ingerir más calorías con la lactancia?

Hay que pensar que el cuerpo tiene que ser capaz de producir leche con la que alimentar a un bebé. Por ello, una madre debería incluir en su alimentación diaria en torno a unas 500 calorías más.

Asimismo, hay que tener en cuenta que la madre no solo va a dar de comer a su bebé, también tiene que tener energía para realizar sus actividades propias del día a día.

Eso sí, lo que no debemos olvidar es que cada persona es diferente y sea lactante o no, sus necesidades energéticas varían y dependen de diversos factores: su edad, el tamaño y apetito de su bebé, su propio IMC (Índice de Masa Corporal), el clima, su nivel de actividad física o si tiene que alimentar a gemelos o más niños…

 

 

¿Cómo debe alimentarse una madre lactante?

Durante la etapa de lactancia, tanto para la salud del bebé como de la madre, lo más recomendable es tener una ingesta de unas 2.500 kcal (o más, en el caso de mantener las tomas más allá de un trimestre). Lo mejor es distribuir estas calorías en cinco comidas a lo largo del día: tres principales más contundentes y dos tentempiés más ligeros.

En cuanto a la dieta en sí, debe ser lo más equilibrada y variada posible, es decir, se debe comer de todos los grupos de alimentos. En este periodo no se trata de “comer por dos”, pero sí hay que recordar que algunas necesidades nutricionales aumentan. Estos son algunos consejos:

  • Tomar 5 raciones de fruta y verdura.
  • Comer 5 porciones diarias de alimentos que sean ricos en calcio: lácteos (leche, queso, yogures), almendras, salmón o brécol, por ejemplo.
  • Incluir una pequeña pizca de sal yodada, se debe consumir moderadamente.
  • Tomar pescado por lo menos dos veces a la semana.
  • Evitar los alimentos muy procesados (tienen más sal, aditivos y menos componentes sanos).

¿Qué se debe evitar?

Esto es lo que debe evitar una madre que se encuentra en lactancia:

  • Restringir muchos alimentos.
  • Tener una dieta inferior a las 1800 kcal. diarias.
  • Consumir suplementos de los que no se conozca la composición.
  • Tomar demasiadas grasas insaturadas o azúcares refinados.
  • Consumir fármacos, drogas, alcohol y tabaco, pues podrían llegar al niño a través de la leche.
foto claudia

Claudia Escribano

Periodista y curiosa. Aunque lo último es por naturaleza, para eso no existen títulos universitarios. Me encanta descubrir cosas nuevas y transmitirlas a los demás. Y para eso utilizo las palabras, la fotografía o todo aquello que me permita comunicar. ¡Mi objetivo aquí es haceros llegar muchas de ellas!

Continúa leyendo