Infección de orina

¿Cómo se recoge el pis de un bebé para un análisis?

El pediatra ha pedido un análisis y cultivo del pis del niño porque sospecha que tiene una infección de orina. Pero, es tan pequeñito… ¿Cómo se recoge el pis de un bebé?

¿Cómo se recoge el pis de un bebé para un análisis?

Los bebés, y sobre todo las niñas, sufren muy a menudo infecciones en las vías urinarias y en los riñones. Para confirmarlo, el pediatra pedirá un análisis de orina y un cultivo para ver si contiene bacterias y, en caso afirmativo, recetará antibióticos.

Recogida

Primero hay que comprar un envase o bolsa estéril en la farmacia. A veces los dan en el consultorio médico.

Hay que recoger la orina en ayunas y en las primeras horas del día. Lo mejor es hacerlo cuando el bebé se despierta por la mañana.

Primero lava tus manos con agua y jabón. Después haz lo mismo con el área genital del niño. Retira con mucha atención el jabón y no la seques: cualquier residuo puede pasar a la orina y alterar el contenido. Ahora...

Si el bebé no controla el pis:

  • Túmbale (también se puede hacer de pie) y pega la bolsa estéril (tiene un adhesivo) alrededor de los genitales del bebé. En los niños se quedan dentro el pene y los testículos. En las niñas se pega a la piel por fuera de los labios mayores.
  • Despega la bolsita cuando el niño haya hecho pis (no hace falta mucha cantidad). Dobla la bolsita para que no se salga la orina y llévala al laboratorio rápidamente. No hace falta traspasar la orina a un bote.
  • Si resulta complicado, lleva al niño al centro de salud para que hagan la recogida allí.

Si el bebé sí controla el pis:

  • Siéntale en el orinal y, cuando empiece a hacer pis, rechaza el primer chorrito y recoge el siguiente
  • Hay que recoger bien la muestra. Si se contamina, el resultado del análisis de orina es falso.

Si la muestra no se lleva inmediatamente al laboratorio, tenemos que guardarla en el frigorífico, a unos cinco grados. Antes habremos escrito en el envase el nombre del niño y la hora y el día de la toma de la muestra.

Resultados

Se observa la orina del bebé en un microscopio y se comprueba si existen leucocitos, células, glóbulos rojos o bacterias que indican que hay una infección.

Los resultados suelen tardar en llegar dos o tres días. Puede que el pediatra ya haya prescrito un antibiótico antes de recibirlos, por lo que es posible que cambie cuando conozca el tipo de germen que produce la infección.

Etiquetas: bebé

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS