Psicología infantil

¿Deberíamos dejar que el bebé llore? Por qué no es muy adecuado

Durante las primeras semanas de vida, el único medio de comunicación del bebé es el llanto. ¿Es adecuado dejarle llorar? Te descubrimos por qué no sería una opción muy recomendable.

Durante las primeras semanas y meses de vida, el único medio de comunicación de nuestro bebé es el llanto. Tanto si tiene hambre o calor, se siente incómodo, le duele algo o simplemente desea que lo cojamos en brazos, solo tiene una forma de comunicarse: llorando. 

Con el paso del tiempo, los padres serán capaces de identificar los llantos del bebé; y sabrán, además, a qué corresponden. Pero no es fácil. Cuando tenemos un bebé pequeño, entender las emociones no es tan fácil como podríamos pensar en un primer momento. Y se trata de un punto muy importante.

Esto significa que, para comprender las emociones de nuestro hijo/a, debemos tomarnos el tiempo para estar con él. Como señalan los expertos, las emociones se detectan por: la mirada, que es el reflejo de nuestras emociones; la expresión facial, aunque es cierto que tendremos que tomarnos el tiempo para entender lo que significa la cara de nuestro bebé; y, por último, su actitud corporal.

Por tanto, cuando el niño todavía no habla porque es muy pequeño, debemos tener siempre presente que su único medio de comunicación es el llanto. Lo que nos llevaría a la siguiente pregunta: ¿es entonces adecuado dejarlo llorar? En caso contrario, ¿qué repercusiones negativas podría llegar a tener?

Dejar llorar a un recién nacido: graves consecuencias

De acuerdo a un estudio del Departamento de Psicología de la Universidad de Notre-Dame, en Estados Unidos, dejar llorar a un bebé sin tratar de consolarlo tendría consecuencias muy negativas para su salud. Y, además, podría terminar derivando en problemas de ansiedad en la edad adulta.

Dado que el llanto, como hemos indicado, es el único medio de comunicación del bebé, especialmente cuando es recién nacido, si lo ignoramos, aumentará su estrés y puede, con el paso del tiempo, dañar su sistema nervioso central, su potencial de aprendizaje o su crecimiento.

Consecuencias de dejar que el bebé llore
Foto: Istock

Como señalaron los autores de ese estudio, lo que los padres hacen en los primeros meses y años realmente afecta cómo se desarrolla el cerebro de los bebés a medida que van creciendo. Los bebés necesitan muchos mimos, contacto físico, amor y cariño

Es más, se sabe que los primeros cuatro a seis meses de vida de un niño representan uno de los momentos más importantes de su existencia, porque es en esta etapa cuando se crean los lazos afectivos con sus padres.

Así, cuanto más pequeño sea el bebé, más abrazos, amor y cariño tendrán un efecto realmente beneficioso en su salud mental. Y algunos estudios han encontrado que, además, crecerá más amable y menos deprimido, y podría llegar a convertirse en un adulto mucho más productivo.

Cuidado con el método de la “espera progresiva”

En resumidas cuentas, el conocido como método de la “espera progresiva” no tendría ningún tipo de valor educativo, porque los bebés no tienen la misma percepción del tiempo que los adultos. No importa que lloren cinco, diez o quince minutos; para ellos supondrá lo mismo. Dicho de otra forma, no sacarán ningún tipo de conclusión beneficiosa.

Por el contrario, la falta de reacción de los padres puede acabar derivando en problemas emocionales más adelante, así como trastornos de la ansiedad y del sueño.

No solo eso, su desarrollo cerebral puede verse afectado, y no son capaces de aprender a adaptarse al estrés.

Si te sientes abrumada, pide ayuda

El llanto repetido de un niño pequeño puede llegar a ser muy angustiante para los padres. Por lo que debemos solicitar un relevo cuando sentimos que no podemos más. Básicamente debe tratarse de un recordatorio de lo que verdaderamente es importante (pedir ayuda), y nunca un signo de debilidad.

Es completamente normal sentirse abrumado. Y es que hay que tener en cuenta que, aunque ser padre es maravilloso, también es muy difícil y agotador.

Christian Pérez

Christian Pérez

CEO y Editor de Contenidos en Gaia Media Magazines, especializado en maternidad, salud, ciencia y nutrición.

Continúa leyendo