Vídeo de la semana

Tipos de partos

Las tasas de cesáreas y partos prematuros han aumentado con la pandemia

El virus y el desarrollo de una neumonía durante el embarazo han disparado las cesáreas y los partos prematuros en las mujeres embarazadas, aunque las PCR hechas a los recién nacidos, en su mayoría, dieron negativo.

embarazo
Fuente: Pexels

El coronavirus (SARS-CoV-2) ha aumentado los casos de cesárea y partos prematuros en mujeres embarazadas, según una investigación liderada por el Hospital General Universitario Gregorio Marañón y la Universidad Complutense de Madrid.

El estudio, publicado en BMC Pregnancy and Childbirth, explica que el coronavirus y el desarrollo de neumonía por la COVID-19 están relacionados con un mayor riesgo de cesárea y de parto prematuro. De esta manera, concluye que la tasa de cesáreas alcanzó un 36,2% mientras que lo habitual es que sea del 22%, mientras que los partos prematuros supusieron el 20,6% cuando la media es del 7%.

"La infección de SARS-CoV-2 puede suponer una mayor morbilidad para la mujer embarazada si se desarrolla neumonía, con distintos perfiles de gravedad", relata Itziar Carrasco, investigadora de la Facultad de Medicina de la UCM y del Servicio de Enfermedades Infecciosas Pediátricas del Hospital Gregorio Marañón.

Investigación en la primera ola de coronavirus en España

La investigación se llevó a cabo durante la primera ola de coronavirus, entre el 15 de marzo y el 30 de julio de 2020, y se analizaron a 1009 pacientes de las cuales 246 eran mujeres embarazadas infectadas por la enfermedad y 763 no infectadas. De los casos positivos, había un 88,6% que era asintomático en el momento del parto; y un 11,4% fueron sintomáticos. En España, se estudió a 105 mujeres embarazadas y diagnosticadas por COVID-19 con una edad media de 34 años y 107 recién nacidos. El 30,8% de las gestantes padecieron neumonía y el 4,8% ingresaron en la UCI con necesidad de ventilación mecánica.

"El estudio supuso todo un reto al necesitar muestras de las mujeres embarazadas infectadas en el momento del parto, como sangre y placenta, en un momento en el que la situación era completamente desconocida y había mucha incertidumbre sobre las posibles vías de transmisión", reconoce Carrasco sobre las trabas de la investigación.

Las PCR hechas a los recién nacidos fueron negativas y tan solo una de ellas dio positivo a los 15 días de vida. Además, dos bebés que participaron en el estudio murieron: uno por causas relacionadas con la prematuridad y otro por muerte súbita inesperada durante el contacto piel a piel temprano después del parto.

¿Por qué el aumento de cesáreas y partos programados?

Los cambios anatómicos, fisiológicos e inmunológicos que acompañan al embarazo pueden aumentar la susceptibilidad de la mujer embarazada a los patógenos virales y aumentar el riesgo de desarrollar neumonía grave por SARS-CoV-2. Esta infección puede producir ingresos en la UCI e intubación, situaciones que alteran el curso de la gestación si la paciente es una mujer embarazada, poniendo en riesgo su vida y la del bebé.

Los investigadores llegaron a la conclusión que las pacientes con COVID-19 tenían un mayor riesgo de parto prematuro por enfermedades como la preeclampsia grave o la neumonía, que provocan más inducciones del parto. También descubrieron que el virus provocaba una rotura prematura de membranas a término y esto puede dar problemas posteriores como una infección en el bebé. Aunque no han registrado muertes maternas pero sí muertes fetales intrauterinas siendo la de mayor proporción en las pacientes que dieron positivo en la prueba del coronavirus.

Dounia

Dounia Sbai

Periodista digital. Me interesa (casi) todo. Siempre con una mirada en la actualidad sea cual sea. Amante de la lectura acompañada de un buen té.

Continúa leyendo