Tomar el sol

Tomar el sol

El sol se puede tomar en cualquier etapa de la vida, incluido el embarazo, siempre que sea con moderación y durante poco tiempo.

Ahora bien, es muy importante tener en cuenta las siguientes medidas preventivas: tomarlo por la mañana pronto o por la tarde, evitando las horas centrales del día, esto es, entre las doce y las cuatro; no estar mucho tiempo seguido al sol, lo ideal sería en periodos de menos de 30 minutos; cuidar la piel con una crema de alto índice de protección, y mantener una buena hidratación, bebiendo el agua necesaria.

Las mujeres embarazadas deben extremar estas precauciones, porque una exposición al sol muy prolongada es perjudicial para ellas y además podría causar efectos secundarios en el embrión o el feto, por ejemplo si provoca aumento de la temperatura o pérdida de líquidos (deshidratación).

¿Y si da directamente en la tripa?
Si la futura madre se pone al sol siguiendo las medidas recomendadas, no existe contraindicación para tomarlo directamente sobre la tripa, pero, cuidado, debe hacerlo en periodos cortos y distanciados.

¿Perjudican las cremas autobronceadoras?
En realidad, los potenciales efectos de cualquier producto aplicado sobre la piel (y que, por lo tanto, el organismo puede absorber) dependen del tipo de sustancias que lo componen. Como medida preventiva, durante el embarazo se debería prescindir de las cremas autobronceadoras, o hacer un uso muy limitado. Aunque lo más probable es que no comporten riesgos para el futuro bebé, como no existen estudios adecuados y esos productos suelen tener diversos componentes, lo más sensato es usarlos con precaución.

¿Son malas las cremas solares con efecto maquillaje?
La respuesta a esta pregunta es igual que la anterior. La futura madre debería averiguar la composición exacta del producto que va a usar, y preguntar si las sustancias que contiene son peligrosas (se puede llamar al SITE). Si por cualquier circunstancia se pone esta crema solar sin conocer su composición, debería aplicar la menor cantidad posible. Si desea seguir usándola, antes convendría cerciorarse de que es un producto inocuo.

¿Son seguros los protectores solares en la tripa?
En la tripa se deben utilizar los protectores solares más adecuados. Pero la mejor recomendación para la embarazada es no abusar del tiempo de exposición al sol, evitar las horas centrales del día, y permanecer a la sombra. El aire y la refracción de los rayos solares broncean de forma menos directa e intensa.

¿Dañan los rayos UVA?
Los estudios realizados hasta ahora son insuficientes para afirmar que la exposición a rayos UVA sea inocua para el futuro bebé. Cabe pensar que, de causar efectos adversos, se producirían en dosis altas y exposiciones prolongadas, pero, por si acaso, conviene tener precaución y abstenerse de tomarlos, salvo que el médico los haya prescrito para tratar una enfermedad de la piel. Además, durante el embarazo los rayos UVA favorecen la aparición de las manchas en la piel conocidas como cloasma gravídico.

Etiquetas: embarazada, embarazo, verano embarazada

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS