Ser Padres

Cómo decir adiós al objeto de consuelo

El objeto de consuelo es positivo y, para algunos niños y bebés, muy necesario. Pero hay que enseñar al pequeño que, aunque su osito es muy importante, no es imprescindible para vivir.

Autor: Luz Bartivas
El osito, la almohada, la mantita...que tu hijo tenga un objeto de consuelo es positivo, pero cuando termina esta etapa es importante ayudarle a despedirse de él poco a poco. Conviene intentar que con el paso del tiempo el niño se haga cada vez más independiente de su objeto.
Asesor: Alejandro Amigo de Miguel, psicólogo infantil.

Etiquetas:

tracking