Alimentación y embarazo

¿Hay alimentos prohibidos durante el embarazo?

2 minutos

Durante el embarazo es importante que la futura mamá coma bien. El bebé se alimenta a través de ella. ¿Hay algún alimento que no se puede tomar? ¿Debo hacer una dieta especial? Respondemos a tus preguntas sobre la alimentación en el embarazo.

También te puede interesar: Cambios en la alimentación durante el embarazo
¿Hay alimentos prohibidos durante el embarazo?

El futuro bebé se alimenta a través de la madre, por eso es imprescindible que ella coma bien desde antes del embarazo.

 No se trata solo de tomar la cantidad de comida necesaria, sino de que la dieta sea variada y equilibrada. El exceso de unos productos y el defecto de otros puede crear desequilibrios peligrosos.

No hay que hacer una dieta especial

  • Durante el embarazo la mujer no debe seguir regímenes especiales salvo que se lo haya prescrito el médico.
  • Su dieta ha de ser equilibrada (como la mediterránea).
  • Debe de consumir cada día alguna cantidad de todos y cada uno de los seis grupos de alimentos: leche y derivados; hortalizas y verduras; legumbres secas y patatas; frutas; carnes, pescados y huevos; cereales, pastas y azúcar.

A partir del cuarto mes…

A partir del cuarto mes del embarazo debe aumentar el consumo de carne, pescado o huevos para facilitar el desarrollo del feto, y no olvidar consumir alimentos ricos en calcio (leche y derivados) para prevenir el frecuente problema de los deterioros en la dentadura.

No hay alimentos prohibidos

No existen alimentos prohibidos en el embarazo, salvo que la mujer tenga alguna enfermedad.

Sin embargo, algunos no se deberían tomar crudos y otros solo deberían tomarse en pequeñas cantidades o, por precaución, evitarse.

¿Qué debemos comer?

  • Hay que comer la carne muy hecha; si está cruda o poco cocinada, puede contagiar la toxoplasmosis, y esta enfermedad supone un riesgo para el desarrollo del embrión y feto.
  • No es recomendable consumir el hígado de los animales; este órgano contiene mucha vitamina A, que, en grandes dosis, puede dañar el desarrollo del embrión y, además, acumula parte de las sustancias que le han dado al animal para engordarlo.

Precauciones importantes

Es conveniente tomar las siguientes precauciones: moderar el consumo de sal para evitar retenciones de líquidos y otras complicaciones y no consumir bebidas alcohólicas ni beber mucho café ni refrescos de cola (pueden ser sustituidos por infusiones y zumos).

La Dra. María Luisa Martínez-Frías es directora del Centro de Investigación sobre Anomalías Congénitas (CIAC) del Instituto de Salud Carlos III de Madrid.

Etiquetas: alimentación en el embarazo, embarazo

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS