Peligros de contraerla

Listeriosis en el embarazo: ¿qué complicaciones pueden surgir al contraerla?

Cuando se recomienda a las embarazadas no consumir embutidos o que laven bien los vegetales crudos es para evitar que contraigan listeriosis. Mira aquí sus graves complicaciones.

embarazada
Fuente: iStock

Se trata de una enfermedad bacteriana que se contrae cuando se consumen alimentos contaminados por la bacteria de la listeria y que puede ser muy grave para mujeres embarazadas. ¿Quieres saber cómo puede contraerse y qué es lo que puede producir?

Aunque no sea una enfermedad que se contraiga con mucha asiduidad, lo cierto es que para algunas personas puede resultar bastante grave contraer listeriosis. Un caso evidente son las mujeres embarazadas, ya que pueden aparecer complicaciones en su embarazo y en su bebé, pudiendo causar hasta la muerte del feto. También puede ser muy peligrosa para personas mayores o para niños pequeños.

¿Por qué puede producirse?

La causa más habitual es que se contraiga después de comer lácteos no pasteurizados o carnes que no han sido adecuadamente procesadas. Y es que, la bacteria de la listeria puede llegar a sobrevivir después de estar refrigerada o incluso congelada. Por lo tanto, lo mejor es evitar aquellos alimentos con mayor probabilidad de contener la bacteria Listeria monocytogenes

Consecuencias que pueden surgir de la listeriosis

Las embarazadas son más vulnerables a contraer una infección por listeria que otras personas en buenas condiciones de salud. Y si bien la infección puede ser como una enfermedad leve para la futura madre, para el bebé podría tener repercusiones como:

  • Aborto espontáneo.
  • Muerte del feto dentro del útero.
  • Nacimiento prematuro.
  • Contraer una infección mortal poco después del nacimiento.

Es conveniente prestar atención porque si un recién nacido la padece, podría tener síntomas sutiles como fiebre, vómitos, poco apetito, dificultad para respirar e irritabilidad.

Cómo prevenirla

Como gran medida preventiva, lo más conveniente es evitar durante el embarazo consumir aquellos alimentos que son más susceptibles de infectarse con la bacteria de la listeria. Esta bacteria puede aparecer en el agua, en el suelo o en las heces de los animales. Por eso lo mejor es no comer alimentos como:

  • Leche no pasteurizada y lácteos no pasteurizados (sobre todo, dejar de lado los quesos blandos como el feta, el brie, el camembert…).
  • Embutidos, salchichas, patés.
  • Vegetales crudos sin lavar (pueden haberse infectado al ser abonados con estiércol contaminado).
  • Alimentos procesados que se hayan podido contaminar en el proceso.

Por otra parte, además de evitar consumir los alimentos anteriores, también puedes tener en cuenta consejos como los siguientes:

  • Lávate muy bien las manos. Antes y después de manipular alimentos, es importante que te laves las manos con agua tibia y jabón.
  • Friega bien los utensilios que hayas utilizado para cocinar. Tanto las superficies, como las tablas y todos los utensilios usados debes lavarlos bien con agua caliente y jabón.
  • Limpia los vegetales que vayas a consumir. Recuerda lavar bien los vegetales, puedes utilizar un cepillo para ello mientras los aclaras bajo el agua corriente del grifo.
  • Cocina los alimentos adecuadamente. Es fundamental que los alimentos se cocinen bien a una temperatura segura.
  • Ten cuidado con la llamada contaminación cruzada en la nevera o en la cocina. Asimismo, también presta atención a las sobras, si vas a guardar comida hazlo antes de que pasen 2 horas de haberla cocinado y consúmela antes de 3 o 4 días.
foto claudia

Claudia Escribano

Periodista y curiosa. Aunque lo último es por naturaleza, para eso no existen títulos universitarios. Me encanta descubrir cosas nuevas y transmitirlas a los demás. Y para eso utilizo las palabras, la fotografía o todo aquello que me permita comunicar. ¡Mi objetivo aquí es haceros llegar muchas de ellas!

Vídeo de la semana

Continúa leyendo