Todo lo que debes saber

Acupuntura en el embarazo: ¿es recomendable o peligrosa?

Esta técnica de la medicina tradicional china tiene como objetivo restablecer el equilibrio del organismo al ser agredido por alguna causa externa o interna.

Acupuntura (Foto: iStock)
Acupuntura (Foto: iStock)

La acupuntura, aunque su origen se remonta a la medicina tradicional china, está muy extendida en occidente desde hace ya muchos años. Esta técnica natural tiene el objetivo de restablecer el equilibrio en el cuerpo para que este recupere su nivel óptimo de salud y bienestar después de una agresión externa o interna.

Hay quien ha probado la acupuntura y no le funciona, también quien ha experimentado gracias a ella mejoras físicas, y otros no se atreven a probarla. Todas las posturas son entendibles siempre y cuando se tomen con conocimiento de causa y no por miedo a lo desconocido. Y la acupuntura, también para las mujeres embarazadas, no presenta contraindicaciones ni efectos secundarios.  

Es importante dejarlo claro porque el consenso si es amplio en la comunidad médica a este respecto y por lo tanto no debe ser un impedimento para quien desee recibir tratamiento de acupuntura y no se atreva por miedo a que pueda afectar negativamente tanto a su propia salud como a la del feto en caso de estar embarazada. 

Otro tema es el dolor, que en principio no tiene por qué sentirse como tal pese a que la acupuntura requiere del uso de agujas largas desechables que profundizan en la piel al ser manipuladas por un especialista. Este es un factor subjetivo, ya que las sensaciones que producen son muy diferentes en cada caso. Puede ir desde el calambre hasta el calor, pasando por molestias más o menos dolorosas, pero es muy raro que cause verdadero dolor. 

Molestias a tratar con acupuntura

Así que, si estás padeciendo muchas náuseas y vómitos durante el embarazo y también dolores de cabeza recurrentes, es posible que te hayan recomendado el tratamiento con acupuntura. Son estos los síntomas en mujeres gestantes que más recomiendan los expertos en acupuntura tratar con esta técnica ancestral porque se cree que la eficacia de esta es notable en ambos casos. 

Otras molestias típicas de la gestación que también se pueden tratar mediante la acupuntura son los dolores lumbares y de espalda en general y la hinchazón de piernas, y también hay quien intenta poner remedio a la posición fetal podálica con acupuntura para intentar que el feto reaccione y se dé la vuelta sin sufrir ningún tipo de daño. 

No te podemos garantizar que vaya a funcionar en tu caso si te ocurre alguna de estas cosas, pero sí que no hay de qué preocuparse si decides probar la acupuntura durante el embarazo para mejorar tu salud y tu bienestar. 

Vídeo de la semana

Continúa leyendo

#}