Despues del parto

Posparto: ejercicio para la vuelta a la rutina

El embarazo es una época preciosa en la que vivimos muchísimos cambios hasta que por fin damos a luz y conocemos al amor de nuestra vida. Sin embargo, el cuerpo sufre y hay que saber qué podemos hacer para volver a la rutina.

Clarins

En el posparto la vuelta a la rutina suele ser un poco complicadilla y no solo eso, sino que volvemos a una rutina completamente diferente a la que estábamos habituadas porque, claro, en la anterior no teníamos a esa preciosa personita que ahora está a nuestro lado.

Sin embargo, para volver a sentirnos bien es muy importante que físicamente nos encontremos a gusto. Para ello es fundamental que al menos la rutina de ejercicio físico vuelva a nuestra vida pero ¿sabéis de qué manera hacerlo?

¿Cuándo hay que empezar a hacer ejercicio tras dar a luz?

Lo recomendable es comenzar entre la sexta y la octava semana tras el expulsivo.

¿Puedo volver a hacer ejercicio antes si he tenido un parto por cesárea?

No, ya que aunque el parto no ha sido vaginal el suelo pélvico también ha sufrido durante la gestación y necesita también recuperarse.

¿Qué deporte es mejor para las mamás?

El deporte en general es siempre bueno pero con el footing el suelo pélvico sufre menos.

Por otro lado, el fitness ayuda a ponerse en forma más rápido por la cantidad de calorías que se queman practicándolo.

¿Por qué es bueno hacer abdominales tras el parto?

Durante los primeros meses tras el parto es importante fortaleces los músculos del abdomen ya que durante el embarazo se estiraron para dar cabida a tu bebé y ahora es necesario que vuelvan a su origen.

¿Qué hora es mejor para hacer ejercicio?

En realidad, la mejor hora para hacer ejercicio es en la que encuentres un hueco entre pañal y pañal pero cuando más se quema grasa es por las mañanas.

¿Es bueno el deporte después de comer?

No, lo recomendable es esperar a hacer la digestión antes de ponerte en marcha.

Y si aparecen las varices… ¿Ayuda la natación?

¡Por supuesto! La presión del agua sobre tu cuerpo actúa como las medias de compresión y, además, el agua fría contrae los vasos sanguíneos.

Si seguís estas recomendaciones notaréis que la actividad os ayuda, poco a poco, a sentiros más seguras con vuestro nuevo papel como mamá.

CONTINÚA LEYENDO