Belleza y salud

Cómo evitar que se me caiga el pecho tras dar a luz

En los días que siguen al parto, sobre todo si se amamanta, el pecho aumenta mucho de tamaño. ¿Cómo cuidarle para que no se estropee ni sufra?

pechos_posparto

El volumen de las mamas aumenta durante el embarazo, pero es en el posparto, con la llamada subida de la leche a los dos o tres días de dar a luz, cuando aumentan aún más y se notan más sensibles. Estas molestias desaparecerán en unos pocos días, cuando se normaliza la producción de la leche. 

Es importante cuidar los pechos para que no se caigan y abandonar la creencia de que por dar el pecho se van a estropear más. No es así; en realidad, con una buena tonificación, los pechos pueden lucir mejor que antes del embarazo.

Cuidados del pecho, tras el parto

  • Si no se ingieren los minerales y nutrientes esenciales en la dieta, es fundamental tomar suplementos. El silicio, por ejemplo, es básico para la síntesis de colágeno, fundamental para los tejidos de sostén de las mamas. Las cremas ayudarán a hidratar la piel exterior, pero no eliminan la cicatriz interior. De ahí la importancia de nutrir desde dentro.

  • Son adecuados los ejercicios que tonifican los músculos de las mamas (como las pesas, que no tienen que ser muy grandes) y los realizados en el agua, porque mejoran la circulación, la musculatura y es casi imposible lesionarse si se hacen los ejercicios correctamente. ¡No te pierdas los ejercicios para fortalecer el pecho tras el parto!
  • Para la tirantez o las molestias que pueda ocasionar la subida de la leche, se recomienda aplicar compresas de agua fría (hojas de col frías, una bolsa de guisantes congelados que adaptan su forma…) y poner al niño al pecho a demanda, para vaciar los pechos y aliviarlos. Si no se vacían bien, se puede optar por los masajes drenantes.

  • Si la mujer no va a amamantar, debe incluirlo en su protocolo de parto para que le den una pastilla que evite la subida de la leche, nada más dar a luz. Si se espera a que se produzca esta reacción natural, no suele funcionar la pastilla: se congestiona el pecho, duele e incuso a veces provoca obstrucción y mastitis. En este caso, lo mejor es vaciarse los pechos de manera manual para aliviar e ir dejándolo de forma gradual, poco a poco.

Etiquetas: cuidados puerperio, lactancia, pastillas cortar leche, pecho, posparto

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS