¿Sabes qué es?

La importancia del reflejo de Ferguson en el parto

El mundo de la maternidad es todo un océano de inquietudes, empezando desde el propio embarazo. ¿Quieres conocer qué es el reflejo de Ferguson y la importancia que tiene en el trabajo de parto?

parto
Fuente: Pexels

Si eres madre o si pronto lo vas a ser, seguramente tu embarazo haya sido o está siendo una de las fases más emocionantes e importantes de tu vida. Sin embargo, también es probable que desconozcas muchas cosas que tienen que ver con el momento en el que llega un niño al mundo. Esta vez hablamos del reflejo de Ferguson y de su importancia en el parto.

Lo mejor que podemos hacer, tanto en esta, como en otras cuestiones, es informarnos. En este caso, si sabemos cómo es el parto, qué fases tiene y cómo actúa el cuerpo ante las diferentes etapas, tendremos una mejor preparación y por supuesto, nos dará muchísima más tranquilidad. Así lo que en otras circunstancias podría parecernos un efecto extraño, no tiene por qué ser perjudicial, sino que simplemente lo reconocemos como un paso más en todo el proceso.

Puede ser que nunca hayas oído hablar de este reflejo, el “reflejo de Ferguson”, pero, sin duda, tiene una importancia esencial en la labor de parto. A grandes rasgos, se encarga de que el útero se contraiga para permitir el paso del futuro bebé y dar lugar a las famosas contracciones. Veamos cómo funciona más concretamente.

El reflejo de Ferguson en el parto

Llega la hora del parto: el bebé comienza a hacer presión en la parte superior del útero, y esto genera que las contracciones sean algo dolorosas.

Estas contracciones son las que dan lugar al mencionado reflejo de Ferguson, un reflejo neuroendocrino responsable de enviar señales al cerebro para que comience a producir oxitocina, la hormona que se encarga de la dilatación uterina (aquí puedes leer más acerca de su funcionamiento).

¿Qué ocurre? Que cuanta más cantidad de oxitocina se produzca y más rápido haya sido este reflejo mandando las señales, por ende, más rápida será la dilación. De esta forma se facilita el parto y el nacimiento del pequeño.

Teniendo todo esto en cuenta, podemos establecer que el reflejo de Ferguson es así como una respuesta estimulante que tiene el propio organismo cuando se inicia la labor de parto. Su objetivo, como vemos, es que todo vaya lo más rápido posible y se dé en las mejores condiciones.

Por otra parte, según cómo se encuentre la mujer colocada cuando note las primeras contracciones puede que facilite el trabajo del reflejo, ya que si la embarazada se encuentra en posición vertical será más rápido que en horizontal. Pero también otros factores pueden influir en él: la epidural a largo plazo puede hacer más lento el funcionamiento del reflejo de Ferguson.

Después de dar a luz…

Pero tras el parto, ¿el reflejo de Ferguson tiene algo que hacer? La realidad es que su importancia sigue siendo relevante, en especial si la mamá está llevando a cabo la lactancia.

Como el útero tiene que ir adoptando su colocación habitual, para ello tienen que producirse algunas contracciones más, que se encargan de esta involución uterina. Y sí, tanto estas contracciones, como las de parto, se dan gracias al envío de señales por parte del reflejo de Ferguson, que, hace que vuelva a producirse la liberación de oxitocina. La que, a su vez, también ayuda a que se produzca la salida de la leche y la madre pueda amamantar a su niño.

También te puede interesar:
foto claudia

Claudia Escribano

Periodista y curiosa. Aunque lo último es por naturaleza, para eso no existen títulos universitarios. Me encanta descubrir cosas nuevas y transmitirlas a los demás. Y para eso utilizo las palabras, la fotografía o todo aquello que me permita comunicar. ¡Mi objetivo aquí es haceros llegar muchas de ellas!

Vídeo de la semana

Continúa leyendo