Una etapa de dudas

Mitos y verdades sobre el posparto

5 minutos

El posparto es ese gran desconocido con el que las mujeres se encuentran de repente, tras nueve meses de ardua preparación para el parto, y ante el cual no saben cómo actuar.

También te puede interesar: Posparto: el botiquín de la recién mamá
Tras una cesárea hay que esperar para dar elpecho

Muchas, tras dar a luz, se preguntan agobiadas: «Y ahora, ¿qué?». A este desconocimiento hay que unir el flaco favor que hacen los mitos que existen en torno a este periodo. ¿Qué tienen de cierto?

Tras una cesárea hay que esperar para dar el pecho: ¡¡FALSO!!

La  cesárea no altera la composición de la leche, aunque puede que «la técnica» cueste un poco más que tras un parto natural (porque la madre se encuentra dolorida).

Por eso es importante empezar a  dar el pecho lo antes posible (aunque en algunos hospitales se aconseje lo contrariopara que la madre descanse). Tras la cesárea, amamantar tiene beneficios añadidos tanto para la mujer (el útero recupera antes su tamaño) como para el bebé (que se siente reconfortado en el pecho materno).

Es útil ponerse un cojín sobre el vientre para apoyar al niño y así evitar que roce la  cicatriz con los pies.

Conviene ponerse una faja nada más dar a luz para no sobrecargar la zona lumbar

DEPENDE

El objetivo del uso de la faja en el posparto no es evitar que la zona lumbar se sobrecargue, sino recuperar la figura más rápidamente. Pero para esto es mucho más útil hacer abdominales cuando el periné se haya fortalecido (a las seis u ocho semanas del parto).

  • Durante los primeros días del puerperio el útero se puede palpar por encima del pubis, asíque lo único que se consigue con una faja es comprimir la cavidad abdominal.
  • No obstante, si la mujer se siente más cómoda puede usar una faja con velcro (una banda que rodea la tripa).
  • Las que son tipo braga o pantalón impiden la transpiración y dificultan la cicatrización de la episiotomía.
  • Si el parto ha sido por cesárea, no debe ponerse faja hasta que la herida de la incisión haya cicatrizado por completo.

No se pueden aplicar cremas en el pecho cuando se da de mamar

¡¡FALSO!!

Actualmente, cualquier  crema antiestrías o específica para el cuidado del pecho que se venda sin receta y como producto de belleza es lo suficientemente inocua; esto es, no va a producir ningún perjuicio en el lactante.

Otra cosa es que pueda proporcionar un sabor desagradablea la leche, lo que haría que el bebé rechazara el pecho.

También puede ocurrir que, si la madre se ha echado mucha cantidad de crema, los labios del niño resbalen y no pueda mamar bien. Por estos dos motivos, se aconseja aplicar las cremas nada más terminar la toma y no extenderla nunca sobre el pezón ni la areola.

La madre no se puede bañar en el transcurso de un mes

DEPENDE

La madre debe ducharse en cuanto sea posible, incluso antes de recibir el alta.

Sin embargo, es conveniente que evite los baños de inmersión, tanto en la bañera como en la piscina, durante al menos un mes, que es el tiempo que tardan en cicatrizar las heridas. La humedad dificulta que se cierren.

La subida de la leche produce siempre fiebre y malestar en la mujer

¡¡FALSO!!

Lo habitual es que no haya ni fiebre, ni ningún otro síntoma de malestar en la madre. Habitualmente, esos problemas solo aparecen cuando el niño no ha mamado bien y la leche se ha acumulado de forma anormal en el pecho.

Es aconsejable empezar a ejercitar el periné nada más dar a luz

DEPENDE

Lo idóneo es ejercitar el periné antes del parto para evitar en lo posible la episiotomía.

Tras dar a luz, si se ha practicado una episiotomía hay que esperar a que se caigan los puntos para iniciar los ejercicios, que se realizarán siempre con el visto bueno del médico y bajo su supervisión.

Dando el pecho no te quedas embarazada

¡¡FALSO!!

Aunque la hormona prolactina, que se segrega durante la lactancia, altera la ovulación y por lo tanto el ciclo menstrual, esto no ocurre siempre ni afecta por igual a todas las madres. El problema es que la mujer no sabe cuándo le va a volver la regla (y la ovulación se produce 14 días antes de la aparición del periodo), así que es posible quedarse embarazada si no se usa un método anticonceptivo.

Es importante expulsar los gases del posparto sin recurrir a los fármacos

VERDAD

Tras el parto es frecuente tener gases, sobre todo en caso de cesárea, porque la actividad del intestino se puede paralizar por el efecto de la anestesia.

Es recomendable expulsarlos de forma natural, sin recurrir a fármacos, ya que el uso de determinados medicamentos relajantes que alivian el meteorismo puede impedir que el intestino empiece a funcionar por sí mismo y empeorar el problema. Afortunadamente, son molestias pasajeras que remiten en cuanto se reinicia la actividad del intestino.

La madre puede tener leche de mala calidad y por eso el bebé no gana peso

¡¡FALSO!!

La composición de la leche va variando a lo largo de la toma: al principio sale más aguada y luego es más grasa. Si un bebé solo toma la leche del principio, pero no la del final, puede que la composición global de la toma no sea la correcta.

Pero eso no es un problema de la madre ni del pecho, sino de la técnica de lactancia, porque el bebé está mal colocado o porque se le retira a los diez minutos para cambiarle al otro pecho y no se le deja acabar. Hay que dejar que mame todo lo que necesite de cada pecho.

Curar con yodo a la mujer altera la pruebas del bebé

DEPENDE

Echar yodo en la episiotomía puede alterar el resultado de la primera prueba del talón, que se realiza en el paritorio mediante la toma de sangre del cordón umbilical. Con esta prueba se detecta la posibilidad de que el bebé sufra un hipotiroidismo congénito, y estos son los valores que podría llegar a alterar la utilización del yodo. Por si acaso, se está desechando su uso.

La cicatriz molesta más a los tres días del parto

VERDAD

A las 72 horas del parto los tejidos suturados, ya sea por una  episiotomía o por una intervención de cesárea, comienzan a cicatrizar y la mujer tiene la sensación de que la herida «le tira», lo que puede producirle cierto dolor. Pasado este periodo, el proceso de cicatrización deja de ser molesto.

Como habéis podido comprobar circulan multitud de mitos sobre el parto y posparto que no son necesariamente ciertos, por lo que (como siempre) lo mejor es estar siempre bien informados. 

 

Asesores: Dr. José Mª Fernández Moya, ginecólogo de la F. Jiménez Díaz de Madrid; Dr. Carlos González, pediatra; Consuelo Soto, matrona del Hospital Gregorio Marañón de Madrid.

En SerPadres.es queremos saber vuestra opinión:

Etiquetas: bebé, cambios hormonales, depresión posparto, horas de lactancia, hormonas, lactancia, mujer, parto, posparto, puerperio, recién nacido

Continúa leyendo...

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS