Parto

¿Una mujer puede tener más de dos cesáreas en su vida?

El parto vaginal después de una cesárea: ¿Qué probabilidades tengo y cuántas cesáreas puede tener una mujer?

Cuando un parto vaginal supone un riesgo para la vida del bebé o de la madre, existe la posibilidad de realizar una intervención quirúrgica llamada cesárea.

Cuántas cesáreas puede tener una mujer
Foto: Istock

Como toda intervención sólo hay que realizarla cuando sea necesaria, valorando los riesgos y beneficios en cada caso y siembre basándonos en protocolos actualizados.

Cuando a una mujer le realizan una cesárea, especialmente cuando es la primera, una de las preguntas que se hace es ¿el próximo embarazo también acabará en cesárea? ¿cuántas cesáreas puedo tener?

Parto vaginal después de una cesárea (PVDC)

Cuando el primer parto, por alguna circunstancia que el médico determina, es por cesárea, no significa que necesariamente el segundo parto deba ser también por cesárea.

Si las condiciones médicas lo permiten, es perfectamente posible tener un PVDC. Según datos de la Sociedad General de Obstetricia y Ginecología (SEGO), en un 72-76% de las mujeres con cesárea previa es posible después un parto vaginal exitoso.

¿Cuántas cesáreas puede tener una mujer?

Hay muchas opiniones sobre el número de cesáreas que se consideran seguras, pero cierto es que la mayoría coincide que 3 sería el número elegido, siempre individualizando cada caso.

Esto o quiere decir que no podamos tener más, pero es importante que se expliquen los riesgos para que la mujer tome decisiones y de su consentimiento siempre informado por los profesionales sanitarios.

¿Qué complicaciones puedo tener si me realizan muchas cesáreas?

Partos vaginales tras cesárea
Foto: Istock

La complicación más común es la rotura uterina cuando la mujer se queda de nuevo embarazada. Aumenta el riesgo conforme va avanzando la gestación al estar más grande el útero y por ello “más tirante”.

Como es lógico, cuantas más cesáreas, el tejido de las paredes uterinas se va debilitando y eso aumenta el riesgo de que se produzca un desgarro espontáneo del útero. Según los estudios, la tasa de roturas tras dos cesáreas previas se cuadruplica.

La rotura uterina es una de las complicaciones obstétricas más graves pues se acompaña de una elevada mortalidad materna y, sobre todo, fetal.

Entre las complicaciones más frecuentes encontramos:

  • Riesgo de rotura uterina: pérdida del útero, y en casos más graves y mucho menos frecuentes, muerte fetal y de la madre.
  • Adherencias: los músculos también se ven afectados una vez se realizan las cesáreas y pueden quedar adherencias a otros tejidos como la vejiga o el intestino y causar hemorragias, hernias, entre otras.
  • Complicaciones con la placenta: en ocasiones puede quedarse adherida (acreta) o que se inserte en el canal cervical (placenta previa).
Carla Quintana

Carla Quintana

Diplomada en Enfermeriìa por la Universidad Autoìnoma de Madrid y especializada en Obstetricia y Ginecología, trabajo como matrona poniendo en praìctica un cuidado personalizado, humanizado y cercano hacia la mujer embarazada y su pareja, para asiì poder disfrutar de este momento tan importante sin miedos, empoderada y segura de siì misma.

Continúa leyendo