PATROCINADO

La importancia de la salud bucodental en las embarazadas: riesgos y consejos para prevenir complicaciones

Del 15 de junio al 15 de julio, clínicas dentales voluntarias de toda España realizarán una revisión bucodental gratuita a todas las pacientes embarazadas.

Foto: iStock
Foto: iStock

La prevención de la salud bucodental es esencial, pero las estadísticas dejan claro que la población no está lo suficientemente concienciada sobre ello todavía. No en vano, solo entre el 10 y el 12% de las mujeres embarazadas, un colectivo especialmente sensible al respecto, acude a revisión odontológica durante la gestación. 

Por este motivo, el Consejo General de Dentistas y la Fundación Dental Española (FDE) han puesto en marcha la IV Campaña Salud Oral y Embarazo. Gracias a esta iniciativa, las mujeres embarazadas de toda España podrán solicitar una revisión bucodental gratuita entre el 15 de junio y el 15 de julio en cualquiera de las 1.318 clínicas especializadas que se participan voluntariamente en la campaña. El listado completo está disponible online aquí.

La iniciativa, que cuenta con el con el patrocinio de Oral B y Correos Express, así como con la colaboración del Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos; la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO); la Federación de Asociaciones de Matronas de España (FAME); y la Asociación Española de Matronas, tiene como objetivo divulgar entre la población gestante la importancia del cuidado preventivo de la salud bucodental tanto para la madre como para el futuro bebé. Así lo explica el Dr. Óscar Castro Reino, presidente del Consejo General de Dentistas: “A través de esta iniciativa, las embarazadas podrán informarse sobre los cambios que pueden producirse en su salud oral durante el embarazo, así como sobre recomendaciones y cuidados especiales para asegurar una adecuada salud bucodental durante los meses de gestación y después del parto”.

Problemas de salud bucodentales más habituales en las embarazadas

La falta de educación sanitaria hace que una parte mayoritaria de la población gestante desconozca la dimensión real en la que un embarazo puede afectar a la salud bucodental. Sin ir más lejos, cuando los vómitos y las náuseas propios del primer trimestre son intensos y persistentes pueden provocar “una importante erosión del esmalte dentario” en las mujeres embarazadas -entre un 0,3 y un 2% sufre este problema bucodental-, indican desde el Consejo General de Dentistas y la Fundación Dental Española (FDE).

Desde ambas instituciones, organizadoras de la IV Campaña  Salud Oral y Embarazo, detallan también otros riesgos que los cambios provocados por la gestación suponen para la salud bucodental de las embarazadas. Por un lado, “los cambios en la composición de la saliva hacia el final del embarazo y la lactancia pueden predisponer, temporalmente, a la erosión y a la caries dental” y, por otro, “la xerostomía y la gingivitis”, dos de las patologías bucodentales más habituales entre la población gestante. 

La primera se conoce también como “boca seca” y viene provocada, entre otras causas, por los cambios hormonales del embarazo. La segunda, que afecta a un porcentaje de embarazadas entre el 60 y el 75%, “Ocurre, generalmente, entre el tercer y octavo mes de embarazo y suele desaparecer después del parto” y “si bien es debida a un acúmulo de placa bacteriana, los cambios vasculares y hormonales que acompañan al embarazo, a menudo, exageran la respuesta inflamatoria”, aseguran desde el Consejo General de Dentistas y la Fundación Dental Española (FDE).

A todo esto hay que añadir otro factor -de suceder será una vez haya tenido lugar el parto- no menos importante y que sin embargo es poco conocido entre la población gestante: la madre es la mayor “donante” en la transmisión de caries. “Las bacterias cariogénicas son transmitidas de madre a hijo a través de hábitos en los que intervienen la saliva: probar la comida con la misma cuchara, chupar el biberón o el chupete”, exponen desde el Consejo General de Dentistas y la Fundación Dental Española (FDE).

Por lo tanto, una buena prevención en la salud bucodental de la futura mamá durante el embarazo y mantenida en el tiempo en el posparto es una garantía para reducir el riesgo de transmisión de bacterias orales al recién nacido. 

Cómo cuidar la boca durante el embarazo

Más allá de la recomendación de acudir al dentista en cualquier momento de la gestación -recuerda que puedes pedir cita para una revisión gratuita del 15 de junio al 15 de julio gracias a IV Campaña Salud Oral y Embarazo-, desde el Consejo General de Dentistas y la Fundación Dental Española (FDE) ofrecen una serie de consejos de salud bucodental básicos que son muy eficaces a la hora de cuidar la boca durante el embarazo. 

Entre otros hábitos, insisten en cepillarse los dientes al menos dos veces al día “con un cepillo suave y pequeño para evitar las náuseas, y con pasta fluorada sin olvidar la limpieza interdental con seda o un cepillo interdental” y también recomiendan enjuagarse con un vaso de agua con una pequeña cucharada de bicarbonato disuelta para intentar reducir la posible erosión dental provocada por las náuseas y vómitos. 

Por último, hacen hincapié en el impacto negativo del tabaco y de una mala alimentación en la salud bucodental de la mujer embarazada y el feto, por lo que animan a evitar los alimentos azucarados y las bebidas carbonatadas, y a dejar de fumar.