Un ensayo clínico hace realidad el sueño de ser mamá de una mujer con menopausia precoz

Ginecólogos del Hospital Clínic de Barcelona consiguen que una mujer de 32 años a la que se le había retirado la menstruación dé a luz a una niña de un óvulo suyo.

¿Menopausia precoz? Hay forma de combatirla si la paciente quiere ser mamá. Aunque se trata de un ensayo clínico un equipo de ginecólogos del Hospital Clínic de Barcelona ha logrado lo que hasta ahora era considerado imposible en nuestro país: que una mujer con menopausia avanzada se quedara embarazada y diera a luz a una niña de un óvulo suyo.

Es el caso de María José Ortega a la que a los 30 años se le retiró la menstruación. Tras visitar varios hospitales y mostrar su deseo de ser madre, la paciente encontró una ventana a la esperanza en el Hospital Clínic de Barcelona. Allí, el equipo de ginecólogos liderado por los doctores Francesc Fàbregues y Francisco Carmona aplicó una técnica pionera que le ha permitido a la paciente volver a ovular.

Esa nueva técnica consiste en una laparoscopia para extirpar una parte del córtex ovárico, que posteriormente es fragmentado y reinsertado en el ovario de la paciente. Tras esta intervención, se estimula hormonalmente a la mujer durante unas semanas para obtener ovocitos, que luego son fecundados "in vitro".

30 minutos de intervención

La técnica de los profesionales del Hospital Clínic se realiza en una sola intervención de apenas 30 minutos. Y se diferencia de la de otro grupo de colegas japoneses que ya había logrado algo parecido en que éstos llevan a cabo dos cirugías y precisan de un tratamiento farmacológico.

Mientras que los nipones fragmentan e incuban el tejido durante 48 horas a las que sigue el reimplante, los barceloneses intervienen sin fármacos y de manera simplificada, logrando una técnica que ha demostrado dar buenos resultados. La técnica española es más barata y ágil que la asiática.

Del tratamiento, avalado por el Comité de Ética del Clínic, podrán beneficiarse probablemente mujeres jóvenes con menopausia precoz. Eso sí, los doctires Fàbregues y Carmona ya han explicado que no creen que esta técnica pueda utilizarse en clínicas privadas para permitir que sean madres mujeres que ya han entrado en menopausia (normal y propia a la edad) y que desean serlo. "No podemos ir más allá de donde estamos. Está técnica sirve para lo que sirve. Y el contexto debe mantenerse", ha referido Fàbregues. "Hoy no debe utilizarse aún fuera del ámbito en el que está. La respuesta es clara y rotunda: no", ha completado Carmona.

Además de María José Ortega, este ensayo clínico se ha llevado a cabo en otras once mujeres. Los médicos están convencidos de que en pocas semanas alguna de ellas –todas pacientes menopáusicas precoces- se quede embarazada.

Continúa leyendo