Salud oral

Cómo cuidar la boca en el embarazo

Una buena salud oral en el embarazo repercute de forma positiva en ti y en tu bebé. ¿Qué puedes hacer? Dieta sana, una higiene adecuada, visitar al dentista… Apunta estos consejos:

Las fluctuaciones hormonales durante el embarazo pueden afectar las encías originando una inflamación denominada gingivitis del embarazo. Además, es frecuente la aparición de caries, debido a los vómitos excesivos de las náuseas matinales que originan una pérdida de minerales en los dientes.

Juan Carlos Llodra, profesor de odontología preventiva y comunitaria de la Universidad de Granada, en su guía sobre Salud oral y embarazo con la colaboración de Laboratorios Lacer, nos cuenta los cuidados que debe llevar a cabo la mujer para prevenir y poner remedio a estos problemas bucodentales durante el embarazo y posparto.

¿Qué debes hacer para mantener la boca sana durante el embarazo?

Visita a tu dentista al menos una vez

• Puedes ir y recibir tratamiento dental en cualquier momento del embarazo. Sin embargo, será más cómodo hacerlo en el segundo trimestre.

• El dentista te informará si tienes algún problema oral y te dará los consejos oportunos para mantener la boca sana.

Cuida tu boca adecuadamente

• Cepilla los dientes y encías cuidadosamente al menos dos veces al día.

• Usa un cepillo suave y pequeño para evitar las náuseas.

Utiliza pasta dentífrica fluorada.

• Utiliza la seda dental entre los dientes al menos una vez al día.

Mantén una dieta sana

• Limita los alimentos azucarados a las comidas, no los comas entre horas.

• Toma fruta fresca en lugar de zumos industriales.

• Evita bebidas carbonatadas.

• Si te apetece mascar chicle, elígelo sin azúcar y con xilitol.

En caso de náuseas y vómitos frecuentes

• Toma pequeñas cantidades de frutas, vegetales, yogur o queso a lo largo del día.

Usa un colutorio fluorado a diario.

• Enjuágate con agua después de cada vómito.

Para cuidar tu boca y la del bebé en el posparto

La madre

• Continúa manteniendo el nivel de higiene oral para evitar problemas de caries y gingivitis.

• Limita los productos azucarados, exclusivamente durante las comidas y no entre horas.

• Tu saliva contiene bacterias: no contamines cuchara, chupete o biberón.

El recién nacido

• Después de la erupción de los primeros dientes (en torno a los 6 meses), límpiaselos con una gasita o un cepillo pediátrico ultrasuave después de las comidas.

• No dejes al bebé acostado con el biberón.

Pide cita con el dentista cuando cumpla un año.

Fuente: Guía de Salud oral y embarazo, Juan Carlos Llodra.

 

Continúa leyendo