Patrocinado

¡Primera falta del periodo! ¿Qué es normal sentir?

¿Ya sientes algún síntoma del embarazo? Guía útil sobre qué debes esperar sentir y cómo se está desarrollando tu bebé tras la primera falta del periodo. Ya estás en la quinta semana de embarazo. ¡Enhorabuena!

Cuando se busca un embarazo, el retraso de la regla se acoge con expectación y nervios. Con un test de embarazo puedes salir de dudas: si detecta en tu orina la presencia de la hormona del embarazo, no hay duda: ¡estás embarazada!

Aunque estés segura, pide cuanto antes una primera cita con el médico. Eso aumenta la probabilidad de disfrutar un embarazo sin complicaciones. En esta fase inicial, el médico puede descartar problemas como un embarazo ectópico (fuera del útero): mediante una ecografía vaginal determina si el embrión se ha implantado en el lugar correcto.

Un torrente de hormonas inunda el cuerpo de la mujer. Su función es procurar que el embrión en crecimiento encuentre las mejores condiciones para su desarrollo. Mientras que los cambios físicos todavía no son visibles, la mayoría de las mujeres se sienten ahora emocionalmente distintas: más sensibles, irritables y propensas al llanto.

¿Has pensado en escribir un diario de tu embarazo? Es un buen momento para empezar. Además de los cambios físicos y las citas médicas, puedes anotar también las nuevas sensaciones que vayas experimentando en estos meses.

También te puede interesar:

Los nutrientes que necesita tu bebé y tú

El desarrollo cerebral del bebé junto con el mayor flujo sanguíneo de la mamá requieren de un suministro constante de hierro. Los alimentos que comes ahora contribuyen tanto a tu nutrición como a la de tu bebé. También cumplen un rol muy importante en el futuro bienestar de tu bebé. Recientes estudios muestran la importancia y la influencia de factores externos en la programación durante las primeras etapas de la vida, incluida tu propia salud al momento de la concepción. Esto te brinda la oportunidad de generar un impacto positivo en la salud futura del bebé, desde hoy.
 
Es un buen momento para hacer cambios saludables, si todavía no los hiciste, comenzando con una dieta equilibrada y un suplemento de ácido fólico. Dado que durante el embarazo aumentan los requerimientos de muchos nutrientes, incluidos el hierro y el calcio, debes adaptar tu dieta para asegurarte de obtener el equilibrio adecuado para alimentar a tu bebé en desarrollo.
 
Comprueba si estás comiendo todo lo que necesita el bebé con la Herramienta de Nutrición de Almirón. Si tienes carencia de algún mineral o vitamina, te proporcionará asesoramiento sobre cómo adaptar tu dieta.

Así es el desarrollo de tu bebé

Hacia la 5ª semana de embarazo, tu bebé, que ahora es un embrión, desarrolla un aspecto similar al de un ser humano. El minúsculo embrión mide ya dos milímetros. Su desarrollo avanza veloz: al final de esta semana se estira hasta convertirse en una especie de figura alargada con cabeza. El corazón empieza a latir. El cerebro, la médula espinal y los órganos de los sentidos ya están formados.

¡Recuerda! Las radiografías pueden perjudicar al bebé, especialmente en las primeras semanas de vida. Si necesitas hacerte una, informa al médico de tu (posible) embarazo. 
 
El tamaño de la cabeza crece debido al rápido desarrollo del cerebro y ya se forman los rasgos faciales. Mientras tanto, continúan creciendo los principales órganos.
 
Si bien no puede detectarse con una ecografía, el corazón de tu bebé ya late y bombea sangre hacia todo su cuerpo. Los brazos y las piernas comienzan a desarrollarse, y las manos y los pies ya pueden verse, aunque con un aspecto palmeado.

Más información: Almirón
 

CONTINÚA LEYENDO