Sexo y embarazo: ¿El pene podría rozar al bebé durante el sexo?

Si estás embarazada y estas pensando en mantener relaciones sexuales, quizás tengas la siguiente duda: ¿el pene de mi pareja puede tocar la cabeza del niño durante la penetración? Te explicamos al detalle si esto podría ocurrir o no.

El experto responde:

sexo embarazo
Fuente: iStock

Por mucho que pasen los años, las dudas alrededor del embarazo siempre son las mismas y nunca dejan de crecer. Y es que todas las madres y padres quieren lo mismo: evitar cualquier situación que pueda lastimar al bebé mientras está creciendo dentro del útero (sobra decir que quieren lo mismo durante toda su vida).

Por eso, escuchar la palabra ‘ sexo’ y unirla a ‘embarazo’ puede ser aterrador para algunas parejas. Y es que, son muchos los que piensan que el sexo podría lastimar de alguna manera al bebé y/o a alguna faceta relacionada con el desarrollo del embarazo. Entre otras, son muchas las parejas que llegan al ginecólogo preguntando si el pene podría rozar e, incluso, lastimar la cabeza del bebé durante la penetración.

Sin ir más lejos, esto es lo que nos contaba una lectora hace algunos años: “estoy embarazada de seis meses y me preocupa que, durante el sexo con mu pareja, el pene roce al feto. ¿Es posible que el pene toque al bebé en algún momento?

El ginecólogo Pedro de la Fuente contestaba a esa mamá muy rotundo “por muy profunda que sea la penetración, el pene nunca va a tocar al feto”, contaba. Y es que, según sus palabras, durante los nueve meses de embarazo el bebé se encuentra protegido dentro de la cavidad uterina y de la bolsa amniótica. Además, el canal cervical que conecta el útero con la vagina permanece cerrado durante la gestación.

Eso sí, el doctor también advierte: “cuando la bolsa se rompe antes del parto, sí debe evitarse la penetración porque los gérmenes de la vagina pueden desplazarse al interior del saco amniótico y provocar una infección”.

No, el pene no rozará en ningún momento al bebé

Y no solo eso, si no que el esperma tampoco lo dañaría en caso de una eyaculación interna. Y es que, tal y como comentaba el doctor, el bebé se encuentra protegido y rodeado por el líquido amniótico, las membranas y las paredes uterinas. Y, por si esto fuera poco, el tapón mucoso actúa como ‘barrera’ sellando la salida del útero y evitando que el esperma, el pene u otros agentes puedan tocar o dañar al feto.

Aunque hubiera algún espermatozoide resistente que consiguiera llegar al saco amniótico, nunca podría dañar al bebé.

El sexo hace feliz al feto

Dentro del vientre de mamá se está muy a gusto y muy protegido, incluso durante una relación sexual. De hecho, está científicamente comprobado que el sexo calma al bebé. ¿Por qué? Pues porque las endorfinas (la sustancia que se produce en el cerebro cuando se siente placer) circulan por la sangre de la madre y ejercen un poder calmante en el sistema nervioso del pequeño. Además, las contracciones uterinas propias del orgasmo pueden estimular la actividad motora del niño.

Si quieres disfrutar plenamente del sexo en el embarazo, aquí te dejamos también las mejores posturas para mantener relaciones sexuales durante la gestación y te contamos, también, si puedes seguir utilizando o no los juguetes sexuales. Adelantamos: algunos podrían provocar daños irreversibles en el feto.

Respondido por Dr. Pedro de la Fuente

Continúa leyendo