Qué hacer cuando un niño se queja para no ir al colegio

Mi hijo Marcos, de cinco años, muchas mañanas se queja de que le duele la tripa o el pecho o de qu eestá mareado, creo que es para no ir al colegio. ¿Cómo puedo saber si realmente le pasa algo o solo quiere quedarse en casa?

El experto responde:

El dolor de tripa es un síntoma de enfermedad si despierta al niño durante el sueño, aparece bruscamente, es progresivo, se concentra en un punto, el pequeño no quiere desayunar o tiene vómitos o diarrea.

El dolor de pecho es síntoma de enfermedad cuando despierta al niño por la noche, aumenta con el ejercicio, el pequeño tose o se levanta afónico, le suena el pecho, tiene fiebre o vómitos, o se marea.

Si el niño no puede indicar dónde le duele, si el dolor mejora con el reposo, si no está decaído o angustiado, si desayuna con hambre, si juega, y, sobre todo, si tú le ves bien, lo más probable es que no esté enfermo.

Cuando el niño se levanta quejándose, hay que evaluar tanto los síntomas subjetivos que él expresa como los que tú observas, sin perder de vista nunca que sus dolores pueden ser reales y conviene tomarlos en consideración.

Si tras ese primer examen crees que tu hijo está sano y se queja porque no quiere ir a clase, habla con el profesor, tal vez ha tenido algún problema en el colegio, se ha peleado con un compañero, le han ridiculizado o se ha asustado por algo. Si te dicen que su comportamiento en el centro es normal, no restéis importancia al asunto, planteaos por qué puede estar reclamando vuestra atención y sed muy cariñosos con él.

Respondido por Dr. Florencio de Santiago

Etiquetas: niño

Continúa leyendo nuestras consultas...

COMENTARIOS