Ser Padres

Trasplantan por primera vez a niños corazones que habían dejado de latir

Un gran avance en el trasplante de corazón: médicos de Reino Unido se convierten en los primeros en el mundo en completar satisfactoriamente seis trasplantes en seis menores utilizando órganos que vuelven a la vida mediante una máquina.

Cuando la tecnología se pone al servicio de la salud, la realidad supera a la ficción y, en plena pandemia por coronavirus, ocurren cosas tan sorprendentes como la que estáis a punto de leer.
Según informa el medio de comunicación Sky, un equipo de médicos de Reino Unido se han convertido en los primeros profesionales en el mundo en completar una serie de trasplantes en niños utilizando órganos que han vuelto a latir gracias al funcionamiento de una máquina artificial.
Los médicos del Servicio Nacional de Salud del Reino Unido (NHS) han salvado la vida de seis menores británicos de entre 12 y 16 años mediante una máquina pionera de Sistema de Cuidado de Órganos (OCS, por sus siglas en inglés), que ha hecho posible una hazaña inalcanzable hasta ahora. Y es que, por lo general, los corazones donados para los trasplantes solían ser de personas afectadas de muerte cerebral, por lo que sus corazones aún eran capaces de latir.
Sin embargo, este modus operandi está limitado por el número de personas que fallecen por esta circunstancia y los consiguientes trasplantes que pueden ser posibles. A esto se le suma el hecho de que los niños tienen que esperar dos veces y media más que los adultos para que los corazones estén disponibles.
Esta técnica, conseguida por los médicos de Cambridgeshire, ha hecho que los corazones que habían dejado de latir comiencen de nuevo a palpitar para posibilitar los trasplantes a los chicos en el Great Ormond Street Hospital de Londres. Estamos ante un hallazgo que puede cambiar el panorama de los trasplantes gracias a que ha logrado ampliar con éxito el grupo de posibles donantes, aumentando en un 50% el número de trasplantes para niños en el Reino Unido.
La máquina del futuro funciona de la siguiente forma: cuando el corazón se detiene, se introduce en el OCS para mantenerse caliente y bombear 1,5 litros de la sangre del donante y otros nutrientes en un ciclo hasta que se procede a la cirugía. Si así lo desean, los médicos también pueden acelerar la frecuencia cardíaca por control remoto si así lo consideran necesario.
En estos casos, los corazones fueron trasladados a la ciudad de Londres para ser trasplantados.
La buena noticia es que los jóvenes pacientes ya gozan de un buen estado de salud y pueden realizar, con normalidad, aquellas actividades que les gusta practicar.

El hospital ha difundido en Twitter el suceso

El Royal Papworth Hospital informó de esta proeza a través de su cuenta oficial de Twitter.
"Nunca antes se había realizado un trasplante de corazón pediátrico DCD (donación después de la muerte circulatoria) utilizando una máquina pionera que reanima/reinicia corazones que han dejado de latir", reza el comunicado.
Además, el hospital aprovecha para agradecer al equipo de expertos por, en medio de la pandemia, lograr salvar nuevas vidas gracias a la máquina OCS. Pero sobre todo, da las gracias a los que se refiere como 'los héroes de esta historia': "Todo es gracias a los donantes que han demostrado el máximo acto de altruismo", añadió.

Soy periodista y algún día también seré escritora. Me gusta jugar con las palabras para crear mundos y derribar muros, para contar historias, informar, concienciar, emocionar e inspirar. Vivo de atardeceres líquidos, escapadas al monte y recuerdos en hojas de papel.

tracking