Ser Padres

Los pediatras consideran positivo que los niños vuelvan a los campamentos este verano

Aunque el coronavirus sigue entre nosotros y la pandemia no ha acabado, va siendo hora de que poco a poco volvamos a nuestra vida. Ahora, los pediatras de atención primaria han puesto el foco sobre los campamentos de verano: consideran positivo que los niños vuelvan guardando medidas.

El año pasado por estas fechas todo estábamos expectantes esperando a ver qué sucedería con nuestro verano. Las vacaciones desaparecieron a consecuencia de las limitaciones de movilidad y, con ellas, los veranos en el pueblo, los hoteles, la playa (para la que no la tuvieran cerca) y también los cursos y campamentos infantiles típicos de la temporada estival.
Fueron pocas las organizaciones que se lanzaron a celebrar una edición y, además, fueron menos las familias que se aventuraron a enviar a sus hijos.
Pero este 2021, por suerte, parece que la vida sigue avanzando. Con una campaña de vacunación que corre como la velocidad de la luz y cada vez más personas inmunizadas; sin Estado de Alarma y, por tanto, sin muchas restricciones de movilidad, va siendo hora de que volvamos a recuperar poco a poco nuestra vida.
Entre otros, va siendo hora de que los niños vuelvan a los míticos campamentos de verano que tan buenos recuerdos quedan para siempre en la memoria. Y pueden hacerlo, pero tomando medidas de protección. Al menos, eso es lo que aseguran los pediatras de Atención Primaria de la Asociación Española de Pediatría. “La visión de espacios verdes hace que se relajen, que tengan actitudes positivas y que convivan con otros niños”, asegura el doctor Pedro Gorrotxategi, vicepresidente de la AEPap.

Obligatorio cumplir con medidas de seguridad

Eso sí, tal y como comentábamos al principio, la pandemia aun no ha terminado, así que habrá que tenerlo en consideración para adaptar los campamentos de verano a esta nueva normalidad en la que seguimos viviendo. A este respecto, el doctor señala que los niños tendrán que seguir con algunas de las medidas que han tenido durante el curso y que han dado resultados buenos (recordemos que apenas nos hemos encontrado focos de infección en las aulas). Entre otras, las medidas por las que apuesta la AEPap en los campamentos de verano son:
  • Uso de mascarilla: “Al estar al aire libre se hace menos necesario el uso de la mascarilla”, afirman en nota de prensa. Sin embargo, apuestan por llevarla en lugares cerrados, en casas y en momento en los que no se puedan garantizar las distancias de seguridad.
  • Al dormir: Apuestan por guardar más distancias de las habituales a la hora de dormir. Si lo van a hacer en tiendas de campaña, disminuir los niños por tienda sería una buena opción. O, incluso, hacer coincidir la cabeza de uno con los pies del otro. Si van a dormir en literas, disminuir el número de niños por habitación sería suficiente.
  • Ventilación y limpieza de manos frecuente con jabón o gel hidroalcohólico
  • Otras medidas: desde la AEPap apuestan por cumplir otras medidas que, además del coronavirus, ayuden a prevenir otras afecciones típicas como los piojos o la gastroenteritis. Las mismas son los grupos burbuja y disminuir las visitas de familiares, controlar los síntomas y que, de observar alguno compatible con la COVID-19, los responsables del campamento aseguren tener disponible las pruebas para descartar un positivo.
  • No olvidarse de la protección solar y la buena hidratación para evitar golpes de calor.
Ventilación y limpieza de manos frecuente con jabón o gel hidroalcohólico

La redactora de la web de Ser Padres está especializada en temas de salud infantil, crianza, embarazo, psicología y educación, desarrollando la mayor parte de su carrera profesional en Ser Padres y otros medios orientados al mundo educativo.

tracking