Ser Padres

Los jóvenes recurren al porno a falta de una buena educación sexual

La Fundación de Ayuda contra la Drogadicción ha encontrado datos alarmantes sobre el peligro de la falta de educación sexual en los adolescentes que recurren al porno como guía sexual.

El consumo de la pornografía a través de internet es algo a la orden del día en la sociedad actual. Cada vez comienza a una edad más temprana. La normalización de la pornografía en adolescentes deriva, entre otros, en que las mujeres sean vistas como objetos y aprendan un sexo, que en muchas ocasiones, está basado en la posesión del hombre frente a la sumisión de la mujer. Los jóvenes entre 8 y 12 años apenas tienen comunicación con sus padres en temas relacionados con la educación sexual y es por ello que su única fuente de información sobre la sexualidad proviene de la industria del porno, según la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD).

La pornografía como guía de educación sexual

Tras estos datos alarmantes, la entidad ha lanzado una campaña bajo el nombre de  “Por no, porno. Educa a tus hijos antes de que el porno lo haga por ti", en la cual se pretende concienciar a los padres sobre el consumo de pornografía infantil en sus hijos, indicando que siete de cada diez adolescentes españoles de entre 13 a 17 años consume pornografía de manera frecuente. Según el informe de la FAD, además, nueve de cada diez padres ignoran que sus hijos consumen pornografía online. Solo un tercio de los progenitores admite que supervisa de forma habitual la actividad en internet de sus hijos y, de ellos, solo el 11% toma medidas al respecto. Esta campaña se mantendrá hasta enero de 2022 intentando crear conciencia en los progenitores.
El contenido pornográfico al que acceden estos menores son escenas agresivas o violentas en las que el 94% es violencia contra mujeres. Ellos lo interpretan como que el acto sexual se basa en la violencia y que, por regla general, a las mujeres les gusta que les traten de esa manera, explica el FAD en una nota de prensa.
"El peligro no es tanto que vean pornografía sino que su sexualidad, que se está formando en esas edades, asuma como normales comportamientos agresivos, violentos", explica en la nota de prensa la directora general de FAD, Beatriz Martín. Además, la directora cree que es necesario educar e incorporar la educación afectivo sexual en la familia o en la escuela para que de esta manera los niños no aprendan sobre sexo viendo Pornhub. Hay que destacar que nueve de cada diez padres no son conscientes de que sus hijos consumen pornografía y solo un tercio admite que les supervisa de forma habitual las actividades de sus hijos en internet.

Más estudios coinciden con lo mismo

Este no es el único estudio que se preocupa por la educación sexual de los adolescentes, y es que, otro estudio de la Revista Española de Salud Pública coincide en lo mismo que el estudio anterior y creen que es preocupante la relación entre el consumo de pornografía y la violencia de género. La pornografía mainstream distribuye en algunos casos escenas de violencia y vejación sobre las mujeres que, en ocasiones, se presentan como normalizadas, y que potencialmente podrían ser usadas como educación sexual por parte de los adolescentes.

La redactora de la web de Ser Padres está especializada en temas de salud infantil, crianza, embarazo, psicología y educación, desarrollando la mayor parte de su carrera profesional en Ser Padres y otros medios orientados al mundo educativo.

tracking