Ser Padres

Motiva a tus hijos a ilusionarse por lo que les gusta

Es importante que tus hijos sean apasionados por sus cosas desde que son pequeños. ¿Quieres ayudarles a conseguirlo?

Una persona se apasiona por lo que hace, tiene ilusión y tiene ganas de hacer bien las cosas. Y estas son cualidades importantes que debemos fomentar en los más pequeños de la casa. Tanto en beneficio de su presente, como en el de su futuro. ¿Cómo pueden los padres ayudarles a ello?
Apasionarse por aquello que les gusta es lo mejor que pueden hacer los niños, pues estarán mucho más cerca de alcanzar sus metas y propósitos en la vida.
Un niño apasionado será curioso, querrá explorar y experimentar, y tendrá ilusión, algo primordial en su desarrollo y aprendizaje. Los padres deben intentar que sus hijos se apasionen por aquello que más les gusta. Y es por ello que también deben tratar de descubrir lo que es.

¿Cuándo hablamos de pasión?

Con pasión nos referimos a un estado de ánimo en el que la emoción es muy intensa, se mantiene en el tiempo y con la que crea una gran satisfacción por lo que se hace.
Si una actividad nos apasiona, queremos realizarla, pues sentimos placer y agrado al hacerla. De hecho, gracias a ella (y junto a la perseverancia) somos capaces de alcanzar logros importantes para nosotros durante nuestra vida. Por eso es tan importante que transmitamos este sentimiento a los niños desde que son pequeños.

Consejos para que los niños se ilusionen con lo que hacen

Toma nota de algunas ideas para ayudar a tus hijos a sentir pasión por sus cosas:
  • Fomenta que tus hijos prueben cosas nuevas y, sobre todo, que no tengan miedo a ello. Diles que piensen qué es lo que más les motiva, les ilusiona y les gusta.
  • Presta atención a sus ideas y a sus gustos. Trata de estimular su propia curiosidad. Piensa en si sientes inclinación por alguna actividad en concreto (dibujo, deporte, cocina, teatro…), en cómo se comportan con sus amigos y familiares, o incluso en cuáles son sus juguetes favoritos. Pueden ser pistas para descubrir qué es lo que más les gusta.
  • Proponles hacer cosas diferentes y fíjate en sus expresiones faciales para ver la ilusión que muestran por ello.
  • Deja que los peques utilicen la razón, pero también la intuición, esto ayudará mucho a su creatividad. Deja que prueben y experimenten, y si se equivocan, que aprendan de sus errores. Es muy importante que aprendan desde niños que el fracaso y los fallos forman parte de la vida. Es más fácil llegar al éxito si se sabe aprender de los errores pasados.
  • Permite que tomen sus propias decisiones, aun siendo más o menos acertadas. Esto les ayudará a ser constantes y responsables con las decisiones que hayan ido tomando.
  • Crea un entorno en el que pueden ser ellos mismos y puedan expresar todas sus ideas. Por eso, recuerda que, aunque se equivoquen no debes evitar criticarles o regañarles sin razón. Puedes preguntarles directamente por sus gustos, pero nunca forzarles a hablar, puede haber días en los que no les apetezca. Dales tiempo y espacio.
  • Recuerda fomentar su autoestima y la confianza en sí mismos. Apóyalo en todo lo que puedas con sus decisiones.

Periodista y curiosa. Aunque lo último es por naturaleza, para eso no existen títulos universitarios. Me encanta descubrir cosas nuevas y transmitirlas a los demás. Y para eso utilizo las palabras, la fotografía o todo aquello que me permita comunicar. ¡Mi objetivo aquí es haceros llegar muchas de ellas!

tracking