Alimentación en familia

Batch cooking con niños: cómo planificar el menú de la semana fácilmente

Especialmente si tienes niños en casa no hay duda que el batch cooking se puede convertir en una opción excelente para planificar las comidas de la semana.

Batch cooking con niños
Foto: Istock

El popularmente conocido como batch cooking consiste básicamente en preparar y cocinar grandes lotes de alimentos a la vez para que puedan durar bastante tiempo, habitualmente a lo largo de una semana, aunque dependiendo de las preparaciones, pueden ser ideales incluso para un mes.

Para poder hacerlo, es posible duplicar o triplicar una determinada receta, congelarla, recalentarla y, finalmente, consumirla cuando sea necesario. Algo que funciona muy bien para algunos platos como sopas, guisos, lasañas o pasteles de carne.

Incluso nos ofrece la posibilidad de preparar una gran cantidad de proteínas y preparar distintas comidas fáciles y rápidas. Por ejemplo, dorar carne molida y congelarla posteriormente para, una vez descongelada, calentarla y añadirla por encima a exquisitas elaboraciones con pasta.

Como vemos, las posibilidades son en realidad infinitas, y se convierte en una opción excelente para padres jóvenes, quienes suelen tener poco tiempo y, a menudo, les resulta estresante lidiar con las demandas contrapuestas del cuidado de los niños, el trabajo y la cocina.

¿Qué es el batch cooking y cómo funciona?

Cuando no tenemos mucho tiempo a la hora de cocinar, algo que suele ser muy común a lo largo de toda la semana, cuando los quehaceres domésticos diarios se combinan con el trabajo y con las actividades extraescolares de los niños, es normal que muchos tendamos a optar por ultraprocesados o comida rápida, lo que puede acabar convirtiéndose en un serio problema.

Y es que no disponer del tiempo suficiente para cocinar con calma puede hacer que, al final, escojamos platos o preparaciones no muy saludables. Si bien es cierto que no hay problemas en optar por alguna comida precocinada en ocasiones puntuales, lo ideal es que no se caracterice por ser una opción común en nuestro día a día.

Pero, ¿qué podemos hacer cuando no disponemos de mucho tiempo libre para preparar recetas cada día, y al trabajo se le une el cuidado de los niños? Posiblemente encontrarás una solución sencilla en el batch cooking.

No en vano, la finalidad del batch cooking no es otra que planificar las comidas de la semana (o del mes) cocinando dichas recetas durante un único día. Se trata de una opción excelente, por ejemplo, para familias con hijos, puesto que esta planificación es ideal para llevar a cabo una planificación mucho más saludable y variada. Y, además, será muy útil para evitar las típicas comidas de última hora que, en la mayoría de las ocasiones, suelen caracterizarse por no ser muy sanas.

Es más, bien planificadas, conseguiremos ahorrar tiempo y desperdiciaremos menos alimentos, dado que únicamente compraremos aquello que vayamos a cocinar en todo momento.

¿Qué debemos tener en cuenta?

Consejos útiles para batch cooking con niños
Foto: Istock

La planificación del menú

Es necesario hacer una lista de las recetas favoritas de nuestra familia. Además, también es recomendable hojear revistas de recetas y sitios web especializados en busca de inspiración (especialmente a la hora de no repetir preparaciones).

Además de las propias recetas en sí, también es aconsejable tener presente los distintos métodos de cocción, como el asado al horno o la cocción lenta, que ayudan a agregar cierta variedad. 

Algunas ideas útiles para comenzar:

  • Marinar las carnes para asarlas al horno o a la parrilla a lo largo de la semana.
  • Hacer una olla grande de salsa de tomate, con o sin carne, para platos de pasta rápidos (como espaguetis) o incluso para lasañas.
  • Cortar la ternera, el pollo o el cerdo en trozos o rebanadas para elaborar guisos de cocción lenta o salteados, pudiendo usarlos en los siguientes cuatro días (o congelarlos) para cocinar más tarde.
  • Asar un pollo y desmenuzarlo o picarlo para elaborar ensaladas frescas al momento.

La lista de la compra

Dado que vamos a integrar todas las preparaciones para su cocción / elaboración en un único día, es necesario crear listas de la compra basadas principalmente en las recetas que vayamos a elaborar a lo largo de esa jornada, pero duplicando o incluso triplicando los ingredientes según sea necesario.

Por tanto, antes de salir a la compra es recomendable revisar la despensa para determinar qué tenemos y qué necesitamos comprar. Además, es aconsejable limpiar la nevera y el congelador para dejar espacio para aquellos alimentos y recetas perecederos.

Pensando en la conservación de los alimentos

Un elemento imprescindible en el batch cooking es disponer de la cantidad de recipientes necesarios para conservar correctamente todas las preparaciones, para ir utilizando a medida que va pasando la semana.

Aunque podemos utilizar recipientes de plástico resistentes tanto al congelador como al microondas, lo ideal es utilizar botes y recipientes de cristal, sobre todo en el caso de salsas y cremas (preferiblemente herméticos) para conseguir que se conserven durante varios días.

Y tampoco podemos olvidarnos de lo fundamental: contar con marcadores y cinta adhesiva para etiquetar las preparaciones con la fecha de elaboración.

Christian Pérez

Christian Pérez

CEO y Editor de Contenidos en Gaia Media Magazines, especializado en maternidad, salud, ciencia y nutrición.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo

#}