Recetas para preparar con niños

Pan de los perritos calientes

Hoy en día los perritos calientes son conocidos prácticamente en todo el mundo. De hecho, se ha convertido en una de las elaboraciones más frecuentes en cualquier celebración infantil.

Ingredientes:

  •      500 gramos de harina de fuerza
  •      200 gramos de leche
  •      30 gramos de aceite de oliva
  •      10 gramos de sal
  •      1 cucharada de azúcar
  •      25 gramos de levadura fresca Levital
  •      150 gramos de agua

Categoría:

Con niños

Ingrediente Principal:

Pan

Paso a Paso:

  1. Comenzaremos calentando ligeramente el agua en el microondas, unos 3 minutos aproximadamente, para después añadir la levadura junto con una cucharadita de azúcar. Removemos y dejamos reposar unos 5 minutos.
  2. Mientras tanto, preparamos un recipiente mucho más amplio en el que vamos a mezclar todos los ingredientes. Comenzaremos con la disolución de agua, levadura y azúcar que hemos preparado anteriormente. Después, añadimos la harina junto con la leche, la sal y el aceite de oliva. Con la ayuda de nuestras manos, mezclamos todos los ingredientes hasta que queden completamente integrados y obtengamos una masa compacta. Para ello, recomendamos sacar la masa del bol y trabajarla sobre una superficie amplia para realizar el amasado de manera más cómoda. Tendremos que plegar la masa sobre sí misma una y otra vez, con fuerza, hasta tener una masa fina y elástica que deje de pegarse a nuestras manos.
  3. Cuando hayamos terminado de mezclar todos los ingredientes, dejamos reposar la masa en un bol cubierto tapado con un paño hasta que la masa doble su volumen. El periodo de reposo dependerá de la temperatura y la humedad del espacio donde dejaremos reposar la masa.
  4. Cuando nuestra masa haya doblado su tamaño, la colocamos en una superficie amplia y amasamos unos 5 minutos aproximadamente. Dividimos la masa en partes de igual tamaño (el número de porciones dependerá del tamaño que queramos que tengan nuestros perritos) y les damos forma alargada a cada uno de ellos, redondeando ligeramente los extremos. De esta manera, tendrán la forma tan reconocida de los perritos calientes.
  5. Una vez tengamos nuestros panes, calentamos ligeramente una taza de leche y pintamos cada uno de los panes. A continuación preparamos la bandeja del horno forrada con papel vegetal. En ella, iremos colocando los panes y dejaremos reposar nuevamente hasta que vuelvan a doblar su volumen.
  6. Al final del segundo periodo de reposo, precalentamos el horno a 200Cº. Cuando nuestros panes estén listos, bajamos la temperatura del horno a 180ºC y horneamos nuestros panes hasta que comiencen a dorarse por la parte superior.
  7. Con los panes listos, ¡es el momento de preparar el relleno! Para los que estén buscando la receta tradicional, lo ideal es contar con salchichas de la mejor calidad y que estén cocidas. Las marcamos ligeramente en la parrilla y colocamos en nuestro perrito caliente con la característica combinación de kétchup y mostaza.
  8. Para los que quieran darle un toque diferente, os proponemos picar cebolla en trocitos muy pequeños  y rehogamos en la sartén junto con el bacon. Cuando esté crujiente, lo añadimos al pan donde previamente hemos colocado la salchicha para después cubrir con la salsa de tomate o kétchup y queso rallado. Metemos los panes al horno y cuando el queso se haya fundido, ya tendremos nuestra segunda receta.
  9. Para aquellos que busquen una alternativa vegetariana, os proponemos unos perritos de zanahoria con un sabor sorprendente. Para su elaboración necesitaremos 4 zanahorias medianas, 30 mililitros de vinagre de manzana y 30 mililitros de vinagre de arroz, 60 mililitros  de agua, 60 mililitros de soja, 1 cucharada de aceite de sésamo, media cucharada de cebolla en polvo, media cucharada de ajo en polvo y una pizca de jengibre en polvo, cayena y pimienta.
  10. Ponemos todos los ingredientes de la marinada en un una bolsa de plástico para congelar. Por otro lado, pelamos las zanahorias, las ponemos en una olla con agua hirviendo y las cocemos durante 7-8 minutos. Una vez cocidas, las ponemos bajo el grifo con agua fría un par de minutos y, una vez frías, las metemos en la bolsa con el marinado donde las dejaremos en la nevera durante al menos uno o dos días.
  11. Cuando tengamos las zanahorias marinadas, añadimos un par de cucharadas en una sartén que ya esté caliente para después cocinar las zanahorias a fuego medio-alto durante unos 5 minutos. Una vez empiecen a estar doradas, las retiramos de la sartén y ¡ya tendremos nuestros perritos veganos listos para comer!

Perritos calientes: su historia

Los perritos calientes son, sin duda, una de las recetas más famosas a nivel mundial. Estrechamente relacionados con la cultura estadounidense, su origen realmente está ubicado en Alemania. Fueron los inmigrantes europeos los que popularizaron esta receta en Estados Unidos e hicieron que se convirtiera en una de las comidas callejeras más populares a nivel internacional.

Hoy en día los perritos calientes son conocidos prácticamente en todo el mundo. De hecho, se ha convertido en una de las elaboraciones más frecuentes en cualquier celebración infantil. Por ello que, ahora que ha llegado el buen tiempo y parece que las celebraciones al aire libre se multiplican, os proponemos elaborar la receta de unos deliciosos perritos calientes. En los párrafos anteriores tienes la receta al completo, desde el pan hasta el relleno con la característica salchicha de Frankfurt y alguna propuesta más innovadora como unos hot dogs vegetarianos. ¿Te animas?

Receta elaborada por los cocineros expertos de Levital.

Continúa leyendo nuestras recetas...